30 ene. 2009

Si otra persona puede hacerte feliz e infeliz, no eres un amo, sino un esclavo.

"...los demás son tus dueños;
eres tan sólo un esclavo.
Tu mujer lo sabe,
tu hijo lo sabe,
tu padre lo sabe,
tus amigos lo saben,
que puedes ser traído y llevado.
Se te puede alterar,
se te puede hacer feliz e infeliz.
Si otra persona puede hacerte feliz e infeliz,
no eres un amo,
sino un esclavo.
El otro te tiene en su poder.
Con un simple gesto
te puede hacer desgraciado;
con una pequeña sonrisa
te puede hacer feliz".


Osho, El Libro de los Secretos
http://osho-maestro.blogspot.com/

Un bello futuro puede nacer sólo si el presente se vive bellamente

"Se sigue matando el presente
con la esperanza de que algún día
nazca de él
un bello futuro.
Un bello futuro
puede nacer
sólo si el presente
se vive bellamente".


Osho, El hombre que amaba las gaviotas y otros relatos
http://osho-maestro.blogspot.com/

28 ene. 2009

¿Qué es el miedo?

¿Qué hacer con el miedo? Ya estoy cansado de ser traído y llevado por él. ¿Se lo puede dominar o matar? ¿Cómo?

La pregunta es de Ramananda.

Al miedo no se lo puede matar, ni se lo puede dominar, sólo se lo puede comprender. Comprensión es la palabra clave aquí. Y sólo la comprensión trae cambio, nada más. Si intentas dominar tu miedo, éste permanecerá reprimido, irá a lo profundo de ti. Esto no te ayudará, complicará las cosas....

Así que no hay que dominar al miedo. No hay que matarlo. Tampoco podrás matarlo aunque quisieras, porque el miedo contiene un tipo de energía y ninguna energía puede ser destruída...

O, cuando tienes miedo, puedes correr tan rápidamente que incluso un corredor olímpico sentiría envidia. El miedo crea energía, el miedo es energía, y la energía no puede ser destruída... No se puede destruir nada, sólo se puede cambiar su forma...

¿Qué es lo que hay que hacer entonces? Tienes que comprender el miedo. ¿Qué es miedo? ¿Cómo surge? ¿De dónde viene? ¿Cuál es su mensaje? Examínalo -y sin ningún juicio-, sólo entonces comprenderás...

En primer lugar, abandona todas las condenas, juicios, evaluaciones. El miedo es una realidad. Hay que afrontarlo, hay que comprenderlo. Y sólo puede transformarse mediante la comprensión. No hay necesidad de hacer nada más, la comprensión lo transforma.

¿Qué es el miedo? Primero: el miedo está siempre alrededor de algún deseo. Quieres hacerte famoso, el hombre más famoso del mundo; -entonces hay miedo. ¿Qué pasará si no puedes lograrlo?; surge el miedo. Pero el miedo surge como un producto derivado del deseo: quieres ser el hombre más rico del mundo. ¿Y si no lo consigues?; empiezas a temblar; llega el miedo. Posees a una mujer: tienes miedo, quizá mañana ya no puedas poseerla, puede que ella se vaya con otro. Aún está viva, puede irse. Sólo las mujeres muertas no se van; ella está aún viva. Sólo puedes poseer a un cadáver -entonces no hay miedo, el cadáver seguirá ahí-. Puedes poseer muebles, entonces no hay miedo. Pero cuando intentas poseer a un ser humano, el miedo llega. ¿Quién sabe? Ella no era tuya ayer, hoy es tuya -¿quién sabe?-, mañana será de otro. Surge el miedo. El miedo surge del deseo de poseer, es un producto derivado. Quieres poseer, de ahí el miedo. Si no quieres poseer, entonces no hay miedo....

Examínalo. Siempre que tengas miedo, mira de dónde viene -qué deseo está creándolo- y entonces ve su futilidad. ¿cómo puedes poseer a una mujer o a un hombre? Es una idea tan tonta, tan estúpida. Sólo las cosas pueden poseerse, no las personas.

Una persona es libertad. Una persona es hermosa por su libertad...

No seas posesivo, y entonces no habrá miedo. Y cuando no hay miedo, mucha de esa energía que ponías en juego, que quedaba atrapada, bloqueada por el miedo, queda disponible, y esa energía puede convertirse en creatividad. Puede transformarse en una danza, en una celebración....

El miedo llega porque hay otras cosas, Ramananda. Tendrás que examinar esas cosas, y examinándolas empezarán a cambiar.

Asi que, por favor, no preguntes cómo dominar el miedo o cómo matarlo. No hay que dominarlo, no hay que matarlo. No se le puede dominar ni se le puede matar. Sólo se le puede comprender. Deja que la comprensión sea tu única ley".

Osho, El Sutra del corazón. El encuentro del Buda interior
http://osho-maestro.blogspot.com/

27 ene. 2009

La existencia vivida conscientemente es la vida

"La vida es una oportunidad. Puedes utilizarla bien o darle un mal uso, o sencillamente puedes derrocharla. Nadie más que tú es responsable. La responsabilidad es del individuo.

Una vez que te das cuenta de ello comienzas a tomar consciencia, a estar alerta. Y entonces comienzas a vivir de una manera totalmente diferente. En realidad estás vivo por primera vez.

Por lo demás, las personas viven en una especie de sueño -medio dormidas, medio despiertas- justo entre la consciencia y la inconsciencia. Esa vida no es realmente vida. Existes, pero no vives.

La existencia te es dada. Es un don. La vida hay que ganársela.... Cuando la existencia se convierte en vida... en el momento en que comienzas a existir de manera consciente, inmediatamente la existencia se convierte en vida.

La existencia vivida conscientemente es la vida.

La vida es un gran reto, una aventura hacia lo desconocido, una aventura hacia uno mismo, aventura hacia aquello que es. Si vives una vida inconsciente, si simplemente existes, siempre temerás la muerte. La muerte estará siempre cercana, a la vuelta de la esquina, rodeándote. Sólo la vida trasciende la muerte".

Osho, El hombre que amaba las gaviotas y otros relatos
http://osho-maestro.blogspot.com/

26 ene. 2009

El amor no es un concepto para entender. Es una experiencia para ser vivida

"No puedes expresar un momento vivido.
Lo vivo sólo puede conocerse viviéndolo.
Te enamoras...
Entonces sabes lo que es.
Puedes leer y leer mil y un libros sobre el amor,
puede que sean hermosos libros,
incluso pueden haber sido escritos
por gente que ha amado,
gente que sabe lo que es el amor...
pero leyéndolos nunca sabrás lo que es el amor.

El amor no es un concepto para entender.
Es una experiencia para ser vivida".

Osho, Tao los tres tesoros, Vol. III
http://osho-maestro.blogspot.com/

25 ene. 2009

Crea el ritmo de perderte y hallarte de nuevo. La vida es una música y la música sólo es posible si ambas cosas continúan. Si no, sería muy monótono

Osho, quiero perderme completa y finalmente en el amor absoluto. ¿Qué he de hacer?

La idea misma de perderte completa, final y absolutamente es pedir demasiado. Sé un poco más humano, no aspires a lo imposible. Lo imposible ha estado haciendo que la gente se vuelva innecesariamente histérica...

Sé humano, no aspires a la perfección porque todo perfeccionismo es neurosis. Sé humano y acepta todas las debilidades y las limitaciones de los seres humanos...

Es bueno sentirte unido, fusionado, pero ¿por qué hacerlo "finalmente"? ¿Por qué esas palabras sin sentido?. ¿No es suficiente fundirte durante un momento y luego regresar a casa?. Ahí hay un ritmo: te fusionas, gozas de la fusión y luego de nuevo regresas. Creas un ritmo y un ritmo siempre es más enriquecedor. Si simplemente te disuelves para siempre, no habrá ningún ritmo, ni música, ni baile. Realmente será una muerte, no la vida.

Mi enfoque es enseñarte a ser humano. Durante siglos te han estado diciendo que seas sobrehumano. Yo me regocijo en tu humanidad. Para mí, humanidad es sinónimo de divinidad.

Es absolutamente hermoso perderte de vez en cuando y volverte a encontrar de nuevo... para poder perderte otra vez. Crea el ritmo de perderte y hallarte de nuevo. La vida es una música y la música sólo es posible si ambas cosas continúan. Si no, sería muy monótono.

Yo no puedo ayudarte a que te pierdas absoluta, final y completamente. Yo amo el momento, amo la inmediatez del momento. Siento gran aversión hacia las palabras como "último". Son palabras muy distantes. No encierran gran significado. Son palabras pretenciosas.

Lo absoluto no tiene ninguna importancia. Una rosa es mucho más importante; no es absoluta. Por la mañana se abre y por la noche se ha marchitado. Ésa es su belleza: momentánea. ¡Es un milagro!. La rosa final será sintética, de plástico. Perdurará para siempre, pero, al no poder morir, no estará viva.

Tienes que aprender a perderte y a regresar a ti mismo para perderte de nuevo: la proximidad y la distancia del amor. Al distanciarte en el amor se crea de nuevo el anhelo de la cercanía. Si siempre estáis unidos y no puedes separarte, tu vida de amor se convertirá en una pesadilla...

No hay ninguna necesidad de perderte absoluta, final y completamente. Relájate y, de vez en cuando, ¡piérdete! ¡Eso es bueno! Piérdete y encuéntrate una y otra y otra vez. Esta existencia, este perderte y encontrarte, es una hermosa pieza teatral. Olvídate de todas esas palabras como "último", "absoluto", "perfecto"... Todas esas palabras son invenciones de los filósofos. La vida es inmediata, la vida siempre es aquí y ahora. Vívela con la fragilidad del ser humano, con toda la delicadeza de la rosa, y descubrirás el mayor esplendor en el momento... no en la eternidad. ¡Siempre es ahora y siempre es aquí! No condenes lo momentáneo. ¡Regocíjate en él! ¡Regocíjate abandonándote a él!".

Osho, El ganso está fuera
http://osho-maestro.blogspot.com/

22 ene. 2009

Si quieres tener algún contacto con la realidad, ¡despierta aquí y ahora!

"Cuando Alicia estaba en la fiesta del Sombrerero Loco, notó que no había mermelada para tomar con el té. Pidió mermelada y el Sombrerero Loco le respondió: "La mermelada se sirve cada tercer día".

Alicia protestó: "¡Pero si ayer tampoco hubo mermelada!".

"Así es", le contestó el Sombrerero Loco. "La regla es la siguiente: siempre hay mermelada ayer y mañana, pero nunca la hay hoy... ¡porque hoy no es cada tercer día!".

Así estás viviendo: mermelada ayer, mermelada mañana, pero nunca hoy. ¡Y es ahí donde está la mermelada!. Entonces sólo puedes imaginártela. Sigues en un estado de anestesia, de adormilamiento. Te has olvidado de que este momento es EL ÚNICO momento que existe. Si quieres tener algún contacto con la realidad, ¡despierta aquí y ahora! ".

Osho, El hombre que amaba las gaviotas y otros relatos
http://osho-maestro.blogspot.com/

20 ene. 2009

Es ésta la esencia de mi enseñanza: ser común y corriente

"Ser común y corriente es la única manera de ser religioso. Todo aquello que es extraordinario es una simple pretensión del ego.

Ser común y corriente es lo más extraordinario del mundo porque todo el mundo quiere ser extraordinario. Nadie quiere ser común y corriente. Ser común y corriente es lo más extraordinario. Pocas veces ocurre que alguien se relaje y se vuelva común y corriente. Si se les pregunta a los maestros zen: "¿Ustedes qué hacen?", te dicen: "Recogemos leña en el bosque, cargamos agua del pozo. Comemos cuando tenemos hambre, bebemos cuando tenemos sed, dormimos cuando estamos cansados. Es todo".

No parece nada muy atractivo, recoger leña, cargar agua, dormir, meditar, comer. Dirás: "Son cosas comunes y corrientes. Todo el mundo las hace". Pero no son cosas comunes y corrientes, y nadie las hace. Cuando estás recogiendo leña, menosprecias esa actividad. Quisieras ser presidente de algún país. No deseas ser leñador. Menosprecias el presente a cambio de algún futuro imaginario.

Cuando cargas agua del pozo, tienes la impresión de estar malgastando tu vida. Te irrita. No estás hecho para cosas tan ordinarias. Estabas destinado a conducir al mundo entero hacia un paraíso, una utopía.

Son ficciones del ego...

Al ser común y corriente de repente lo que has llamado trivial deja de ser trivial, lo que has llamado profano deja de ser profano. Todo se vuelve sagrado. El acto de recoger leña se vuelve sagrado. Cargar agua del pozo se convierte en un acto sagrado.

Cuando cada acto se vuelve sagrado, cuando cada acto se convierte en una meditación, en una oración, sólo entonces logras penetrar la profundidad de la vida, y sólo entonces la vida te revela todos sus misterios. En ese momento te vuelves hábil, te vuelves receptivo. Entre más receptivo seas, más disponible está la vida para ti.

Es ésta la esencia de mi enseñanza: ser común y corriente... tan común y corriente que desaparezca todo deseo de ser extraordinario. Sólo entonces puedes estar en el presente; si no, no puedes estar en el presente...

No importa lo que seas o hagas --cargar agua u ocupar el trono de un rey, ser presidente o primer ministro-- es indeferente. Seas lo que seas, eres tú mismo.

Si eres infeliz cargando leña, serás infeliz siendo presidente porque las cosas externas no cambian nada. Si eres feliz como pordiosero, sólo entonces podrás ser feliz como emperador. No hay otro camino.

Tu felicidad depende de la calidad de tu conciencia. No tiene nada que ver con circunstancias exteriores...

Cuando cargues leña, sólo carga leña; disfruta de la belleza del acto y no pienses en nada más. No compares. El momento puede ser enormemente bello; puede convertirse en un satori. Puede se un momento de samadhi".

Osho, El hombre que amaba las gaviotas y otros relatos
http://osho-maestro.blogspot.com/

Mantente siempre abierto y experimentador...

"Siempre sugiero
que no dejes pasar nunca
la oportunidad
que te brinda algo desconocido.
Nunca te aferres al pasado
y mantente siempre abierto
y experimentador...
dispuesto en todo momento
a seguir un camino
que nunca antes habías recorrido.
¿Quién sabe?,
aunque se revele inútil,
habrá sido una experiencia".

Osho, El ABC de la Iluminación
http://osho-maestro.blogspot.com/

10 ene. 2009

Quiero que seas comprensivo, consciente, que estés atento. Deja que ése sea el único origen de tus acciones

¿Es la actitud de Jesús de "ofrecer la otra mejilla" aplicable aquí en Puna o debemos enfrentar la fuerza con fuerza? ¿O deberíamos responder de la manera que creamos conveniente según la situación?

"No, no te estoy dando ningún dogma, no te estoy dando ninguna fórmula según la cual vivir... porque todas las fórmulas son falsas, todas las fórmulas están muertas, todas las fórmulas crean una estructura a tu alrededor y esa estructura se convierte luego en tu prisión. No te estoy dando ninguna fórmula, ni siquiera la fórmula de Jesús.

Quiero que seas comprensivo, consciente, que estés atento. Deja que ése sea el único origen de tus acciones.

A veces, quizá sea bueno ofrecer la otra mejilla, pero sólo a veces. Es relativo. A veces es bueno pegar duro, pero también sólo a veces. Nunca puedes predecirlo. Tienes que considerar la situación en la que te encuentras y vivir siempre repondiendo.

Si sigues una fórmula no serás libre...

Las fórmulas están muertas; tienen limitaciones. La vida es infinita; no tiene limitación alguna.

Simplemente considera la situación sin tener ninguna fórmula en la cabeza; si no, no podrás ver la situación como es; la fórmula la coloreará. Deja todos los Jesuses, todos los Budas, todos los Oshos, a un lado y simplemente considera la situación. No seas Osho ni siquiera dos veces; sé tú mismo desde el principio...

Entonces nunca te arrepentirás. Actúa según la situación; entonces no habrá arrepentimiento. Todo lo que podías hacer lo habrás hecho. Entonces podrás seguir sin cicatrices.

Deja que tu vida sea una vida de comprensión total... eso es todo lo que me gustaría decirte. No me pidas fórmulas específicas; no tengo ninguna. Sólo tengo una actitud general: la luz de la comprensión, la fragancia de la comprensión. Y todo lo que en ella suceda es bueno, es virtuoso".

Osho, Tao los tres tesoros, Vol. II
http://osho-maestro.blogspot.com/

Iniciad los días cada mañana como si fueran completamente nuevos, como si nunca antes hubierais existido

"La humanidad ha vivido con violencia, guerras y locura, de modo que en cierto sentido sería bueno que olvidarais el pasado. Es demasia­do pesado y no ayuda. De hecho, corrompe la mente. Mirar hacia el pasado da la impresión de que el hombre no puede crecer. Hace que las cosas parezcan perdidas.

Aún no merece la pena escribir o leer sobre historia. Y pensar en ella no es bueno. Sólo se ocupa del pasado. De los muertos. De aquello que ya no es. Nuestra ocupación debería ser con lo que existe ahora, en este mismo momento.


Y no olvidéis únicamente la historia, sino también vuestra biografía, e iniciad los días cada mañana como si fueran completamente nuevos, como si nunca antes hubierais existido. De eso se trata la meditación: empezar cada momento como algo nuevo, fresco como el rocío, sin saber nada del pasado. Cuando no sabéis nada del pasado y no portáis nada de él, no proyectáis ningún futuro. No tenéis nada que proyectar. Cuando el pasado desaparece, lo mismo le sucede al futuro. Están uni­dos. Entonces sólo queda el presente puro. Y eso es eternidad pura".

Osho, Día a día. 365 meditaciones para el aquí y el ahora
http://osho-maestro.blogspot.com/

En cuanto alguien se enfada, pierde

"He oído una bella historia, una antigua historia.

Un hombre llegó a China. Cuando estaba entrando en el país... vio en la frontera a una muchedumbre. Dos personas estaban a punto de matarse. Gritando, saltaban, gesticulaban enfadados con las espadas en la mano. Pero lo que sucedía no era real. Era como una película, como una comedia. No se veía ni un asomo de ira en sus rostros. Sus ojos eran tranquilos y sosegados; sus caras estaban relajadas. Parecían muy centrados y conectados con la tierra. ¿Por qué entonces todo aquel griterío, aquel blandir las espadas, aquel saltar y correr uno en pos del otro?. No intercambiaban un solo golpe, ni tampoco nadie se lo impedía. La muchedumbre estaba allí, contemplando la escena.

Al cabo de un rato, uno de los hombres se cansó y se aburrió. No había exitación, no sucedía nada. Entonces el otro se enfadó. Su rostro enrojeció, sus ojos empezaron a llamear. ¡Y la muchedumbre se dispersó!. La lucha acabó allí.

El recién llegado no podía creérselo; era incapaz de comprender lo que estaba pasando. Y le preguntó a alguien:

- ¿Qué sucede? No lo comprendo. Estaban dispuestos a acabar el uno con el otro, pero cuando llegó el momento de pasar a la acción, cuando uno de los contrincantes se enfadó realmente, cuando perdió la compostura, entonces la muchedumbre desapareció...

Las personas que allí había le explicaron:

- Ambos son taoístas, seguidores de Lao Tse. Y éste es el criterio en las escuelas taoístas: en cuanto alguien se enfada, pierde. No es necesario luchar. Él mostró su impotencia, su miedo. ¡Eso es suficiente! Su ira revela que es un cobarde. Ahora pelear no tiene sentido: el otro ha ganado. Él es el vencedor: permaneció tranquilo. Nada pudo sacarlo de su centro. Nada pudo desconectarlo de la tierra. Permaneció integrado".

Osho, El ganso está fuera
http://osho-maestro.blogspot.com/

El hombre necesita una nueva consciencia

"No soy un mesías y no soy un misionero.
No estoy aquí para establecer una iglesia
o para dar una doctrina al mundo,
una nueva religión. No.
Mi esfuerzo es totalmente diferente:
una nueva consciencia,
no una nueva religión;
una nueva consciencia,
no una nueva doctrina.
¡Ya está bien de doctrinas
y ya está bien de religiones!
El hombre necesita una nueva consciencia".

Osho
http://osho-maestro.blogspot.com/

8 ene. 2009

A cada instante, el sanyasin tiene que morir al pasado y volver a nacer

"Has de limpiarte a ti mismo a cada momento, porque el polvo tiende siempre a acumularse sobre el espejo. Es un proceso natural. Mientras estás aquí sentado, el espejo de tu baño está acumulando polvo. Incluso por la noche, cuando nada sucede, incluso con las puertas y ventanas del baño cerradas, sigue acumulándose polvo, depositándose sobre el espejo, porque las partículas de polvo flotan en el aire. Todos los días, por la mañana, has de limpiar el espejo.

Y has de estar incluso más alerta respecto a la mente interna, al espejo interno, a la capacidad interna de reflexión. A cada instante has de limpiar el polvo. Prefiero decirlo así: a cada instante, el sanyasin tiene que morir al pasado y volver a nacer. Entonces permanece transparente; entonces su espejo permanece limpio; entonces no hay nada que obstruya su visión; entonces no es ni cristiano, ni hindú, ni musulmán, ni budista. Entonces simplemente es un espejo, sólo un espejo que lo refleja todo, interior y exteriormente. Y de esa reflexión surge la sabiduría".

Osho, El ganso está fuera
http://osho-maestro.blogspot.com/

5 ene. 2009

La mujer perfecta y el hombre perfecto no existen

"La gente piensa que pueden amar sólo cuando encuentran la persona que lo merece. ¡Tonterías! Nunca la encontrarás. La gente piensa que ellos amarán sólo cuando encuentren un hombre perfecto o una mujer perfecta. ¡Tonterías! Nunca lo encontrarás, porque la mujer perfecta y el hombre perfecto no existen, y si existen no se preocuparán por tu amor. No estarán interesados.

Me han contado de un hombre que permaneció soltero toda su vida porque estaba buscando la mujer perfecta. Cuando tenía setenta años alguien le preguntó: "Tú has estado viajando y viajando de Kabal a Katmandú, de Katmandú a Goa, de Goa a Poona; has estado buscando. ¿No pudiste encontrar la mujer perfecta? ¿Ni siquiera una?".

El anciano se puso muy triste. Dijo: "Sí, una vez encontré una: Una vez me encontré a una mujer perfecta".

El interrogador le dijo: "¿Entonces, qué sucedió? ¿Por qué no te casaste?".

Él se sintió muy, muy triste. Dijo: "¿Qué iba a hacer? Ella estaba buscando a un hombre perfecto"...

Nunca busques un hombre perfecto o una mujer perfecta. Esto también se te ha inculcado en la mente, que a menos que encuentres el hombre perfecto o la mujer perfecta, no serás feliz. Así que tú sigues buscando lo perfecto y no lo encuentras, por lo que eres infeliz. Y tienes una razón para estar infeliz.

El fluir y crecer en el amor no necesita de la perfección. El amor no tiene nada que ver con el otro. Una persona amorosa simplemente ama, tal como una persona viva, respira y bebe y come y duerme. Exactamente igual que la persona realmente viva, una persona amorosa ama. Tú no dices: "A menos que el aire esté perfecto, impoluto, no voy a respirar". Continúas respirando incluso en Los Ángeles; continúas respirando en Bombay. Continúas respirando en todas partes aunque el aire esté poluto, envenenado. Tú sigues respirando. No puedes arreglártelas para no respirar sólo porque el aire no esté como debería estar. Si tienes hambre comes algo, lo que sea...

Nunca demandes perfección. No tienes derecho a demandar nada de nadie. Si alguien te ama, agradécelo, pero no demandes nada, porque esa persona no tiene obligación de amarte. Si alguien ama, es un milagro. Quédate maravillado con el milagro...

Sin embargo observa a la gente, mira cómo no se aprecian suficientemente unos a otros. Si tu mujer te prepara comida nunca le agradeces. No estoy diciendo que tendrías que verbalizar tus agradecimientos, pero tendría que verse en tus ojos. Pero a ti no te importa, lo das por sentado, ése es su trabajo. ¿Quién te lo dijo? Si tu hombre gana dinero para ti, nunca se lo agradeces. No sientes gratitud alguna. "Esto es lo que el hombre tendría que hacer"; así es tu mente. ¿Cómo puede crecer el amor? El amor necesita un clima de amor, el amor necesita un clima de gratitud, de agradecimiento. El amor necesita una atmósfera que no demande, una atmósfera sin expectativas".

Osho, Sufis : People of the Path
http://osho-maestro.blogspot.com/

4 ene. 2009

La mente tiene sus usos limitados... Úsala tal como usas una silla

"La mente tiene sus usos limitados.
Úsala.
Cuando estás trabajando en tu oficina,
yo no te estoy diciendo que seas una no-mente.
Cuando estés trabajando en tu tienda o en la fábrica,
yo no estoy diciendo que seas no-mente.
Yo estoy diciendo que seas perfectamente una mente.
Úsala,
pero no la uses continuamente,
veinticuatro horas al día,
día tras día;
no continúes arrastrándola.
Úsala tal como usas una silla".

Osho
http://osho-maestro.blogspot.com/

2 ene. 2009

El paraíso no es un lugar geográfico; es un espacio interior

"El paraíso
es la capacidad
de disfrutar por ti mismo
aquí y ahora.
Ya estás en el paraíso;
sin embargo,
lo has perdido
porque no sabes disfrutar
aquí y ahora.
Piensas y haces planes para el futuro,
para cuando seas como los dioses.
Entonces lo disfrutarás...

El paraíso
no es un lugar geográfico;
es un espacio interior".

Osho, Tao Los tres tesoros, Vol. III
http://osho-maestro.blogspot.com/