31 jul. 2015

¿Estás triste? ¿Estás enfadado?

          "¿Estás triste? Baila, métete en la ducha y siente cómo desaparece la tristeza a medida que la temperatura del cuerpo disminuye. Siente cómo el agua de la ducha elimina la tristeza del mismo modo que elimina la transpiración o el polvo de tu cuerpo. Observa lo que ocurre. 
          Pon a la mente en una situación en la que no pueda reaccionar de la forma acostumbrada.
          Todo se puede usar. De hecho todas las técnicas que se han desarrollado desde hace siglos no son más que maneras de distraer a la mente de los viejos patrones. Por ejemplo, si estás enfadado, respira profundamente varias veces. Inhala y exhala profundamente durante dos minutos, y luego busca tu enfado. Has engañado a la mente; no puede relacionarse con las dos cosas a la vez. "Desde cuándo -dice la mente- ha habido alguien que respire profundamente cuando está enfadado? ¿Qué ocurre?".
          Haz algo, pero no lo repitas, esta es la cuestión. De lo contrario si cada vez que estás triste tomas una ducha, la mente se habituará a ello. Y al cabo de tres o cuatro veces, lo habrá aprendido: "De acuerdo. Estás triste; por eso te estás dando una ducha". Y se convierte en una parte integrante de tu tristeza. No, nunca lo repitas. Sigue engañando a la mente cada vez. Sé innovador, imaginativo.
          Tu pareja dice algo y te enfadas. Normalmente, cuando ocurre esto te gustaría pegarle o tirarle algo. Esta vez,  cambia; ¡dale un abrazo! ¡Dale un enorme beso y déjalo sorprendido! Tu mente se sorprenderá y tu pareja también. Entonces te darás cuenta de que la mente es un mecanismo; cuando hay algo nuevo, no puede reaccionar, no sabe qué hacer.
          Abre la ventana y deja que entre la brisa fresca".

Osho, Meditación para gente ocupada
http://osho-maestro.blogspot.com/

26 jul. 2015

Bebe los jugos del momento presente.

"Bebe los jugos del momento presente, 
exprímelos totalmente 
porque no van a regresar de nuevo, 
una vez se han ido, 
se han ido para siempre...
El presente te da una oportunidad 
para bucear profundamente en las aguas de la vida 
o para volar alto 
en el firmamento de la vida".

Osho, The transmission of the lamp # 30
http://osho-maestro.blogspot.com/

25 jul. 2015

En meditación no es posible ninguna diferencia entre el hombre y la mujer.

          "La meditación tiene que ver con tu conciencia, y la conciencia no es ni hombre ni mujer...
          ¿quién alcanza el florecimiento supremo: el cuerpo, la mente o la conciencia?
          El cuerpo es diferente. Si el cuerpo entrase en meditación, entonces desde luego que habría necesidad de meditaciones diferentes para las mujeres que para los hombres. Como el cuerpo no tiene que ver con la meditación, no hay que hacer diferencias. Por ejemplo, en el yoga, en el que el cuerpo es muy importante -todas las posturas de yoga están basadas básicamente en la fisiología-, hay muchas posturas que no son adecuadas para el cuerpo de una mujer... Así que el yoga puede hacer una distinción: yoga para hombres, yoga para mujeres.
          La mente también es diferente. El hombre piensa lógicamente, lingüísticamente. A la mujer le afectan más las emociones, los sentimientos, que no son verbales. Más bien preferiría gritar y luchar, llorar y gemir...
          De forma que si la meditación tuviera que ver con la mente, también entonces habría un tipo diferente de meditación para las mujeres que para los hombres. Pero la meditación tiene que ver con el centro más esencial de tu ser, que no se puede dividir en masculino o femenino.
          La conciencia es simplemente conciencia. Un espejo es un espejo. No es hombre, no es mujer. Simplemente refleja.
          La conciencia es exactamente igual que un espejo que refleja. Y meditación es permitir que tu espejo refleje, que simplemente refleje la mente en acción, el cuerpo en acción. No importa que se trate del cuerpo de un hombre o de una mujer; no importa cómo funcione la mente, emocional o lógicamente. Cualquiera que sea el caso, la conciencia simplemente tiene que estar alerta. Esa vigilancia, esa conciencia, es la meditación.
          Así que en meditación no es posible ninguna diferencia entre el hombre y la mujer".

Osho, El libro de la mujer
http://osho-maestro.blogspot.com/

22 jul. 2015

La meditación es un proceso de librarse de todo el pasado, de librarse de todas las enfermedades, de librarse de todo el pus que se ha acumulado en ti.

          "La meditación es un proceso de librarse de todo el pasado, de librarse de todas las enfermedades, de librarse de todo el pus que se ha acumulado en ti.
          Es doloroso, pero es una limpieza, y no hay otra manera de limpiarte...
          Todas las meditaciones no son más que estratagemas para purificar tu ser interno. Toda la ciencia de la religión tiende hacia un objetivo: cómo purificar el ser interno del hombre, cómo soltar el pasado, la carga, lo muerto, lo embotado, cómo volver al hombre más sensible...
          Lo primero que se necesita es una catarsis. La catarsis saca todo lo malo que hay dentro de ti, todo lo reprimido. Expulsas todas tus represiones, las liberas...
          Utilizo métodos caóticos en vez de sistemáticos porque un método caótico es muy útil para derribar el centro del cerebro...
          Mediante los métodos caóticos, el cerebro se anula. No tiene nada que hacer. El método es tan caótico que automáticamente el centro se va del cerebro al corazón. Si practicas mi método de meditación dinámica vigorosamente, sin sistema, caóticamente, tu centro se va al corazón. Entonces hay una catarsis.
          Se necesita una catarsis porque tu corazón está muy reprimido debido a tu cerebro. Tu cerebro se ha apoderado tanto de tu ser que te domina. No hay sitio para el corazón, así que los anhelos del corazón se reprimen. Nunca te has reído totalmente, nunca has vivido totalmente, nunca has hecho nada totalmente. El cerebro siempre entra para sistematizar, para hacer que todo sea matemático, y se reprime el corazón. 
          Así que lo primero, se necesita un método caótico para empujar al centro de conciencia desde el cerebro al corazón. Luego se necesita la catarsis para desahogar el corazón, para expulsar las represiones, para abrir el corazón. Si el corazón se ha vuelto ligero y abierto, entonces se empuja el centro de conciencia aún más hacia abajo; llega al ombligo. El ombligo es la fuente de vitalidad, la semilla de la que sale todo lo demás: el cuerpo y la mente y todo...
          Hay que empujar a la conciencia hasta la fuente, hasta las raíces. Sólo entonces hay una posibilidad de transformación...
          Así que, para mí, la meditación no es sólo una salvación para el individuo, una transformación del individuo; también puede proporcionar el trabajo preparatorio para la transformación de toda la sociedad, del ser humano como tal".

Osho, El libro de la mujer
http://osho-maestro.blogspot.com/

18 jul. 2015

Quien realmente quiera vivir tiene que vivir en peligro, en peligro constante.

          "Millones de personas han decidido permanecer como semillas. ¿Por qué? Pudiendo ser flores y bailar al viento y al Sol y a la Luna, ¿por qué han decidido permanecer como semillas? Hay algo en su decisión. La semilla está más segura que la flor. La flor es frágil. La semilla no es frágil, la semilla parece más fuerte. La flor puede ser destruida fácilmente; sólo un poco de viento y los pétalos se disiparán. La semilla no puede ser destruida tan fácilmente por el viento, la semilla está muy protegida, segura.  La flor está expuesta, algo tan delicado y expuesto y expuesto a tantos riesgos: puede venir un viento fuerte, puede llover a cántaros, el Sol puede quemar demasiado, algún tonto puede arrancar la flor. A la flor puede sucederle cualquier cosa, a la flor puede sucederle de todo, la flor está constantemente en peligro. Pero la semilla está segura; por eso, millones de personas deciden permanecer como semillas. Pero permanecer como semilla es permanecer muerto, permanecer como semilla es no vivir en absoluto. Es seguro, desde luego, pero no tiene vida. La muerte es segura, la vida es inseguridad. Quien realmente quiera vivir tiene que vivir en peligro, en peligro constante. Quien quiera alcanzar las cimas tiene que arriesgarse a perderse. Quien quiera ascender a las cimas más altas tiene que arriesgarse a caer de alguna parte, a resbalarse.
          Cuanto mayor es el anhelo de crecer, mayor es el peligro que hay que aceptar. El hombre verdadero acepta el peligro como su estilo mismo de vida, como la atmósfera misma de su crecimiento".

Osho, El libro de la mujer
http://osho-maestro.blogspot.com/

7 jul. 2015

La risa tiene belleza, salud, una gracia y un baile. Estoy absolutamente a favor de la risa y en contra de la tristeza.

          "Somos una unidad orgánica. Todo lo que ocurre en cualquier parte repercute en todo tu ser; por eso hago énfasis en el sentido del humor. Soy la primera persona en la historia de la humanidad que trata de hacer del sentido del humor una cualidad sagrada, una cualidad espiritual.
          Todas vuestras religiones son demasiadas serias. La seriedad para mí es una enfermedad. La risa tiene belleza, salud, una gracia y un baile. Estoy absolutamente a favor de la risa y en contra de la tristeza.
          La tristeza es una enfermedad muy próxima a la muerte. La risa es vida y está próxima a la vida eterna, al Dios que se encuentra en todas partes".

OSHO, Antes del amanecer. Un nuevo día te está esperando.
http://osho-maestro.blogspot.com/

6 jul. 2015

Cuando bajas de la cabeza al corazón, todos tus sentidos se intensifican. Realmente sentirás que palpitas porque estás lleno de vida y dispuesto a saltar y a fluir.

          "Sentir es vivir de verdad. El pensamiento es engañoso, porque siempre pensamos sobre algo, nunca es auténtico. Lo que te emborracha no es pensar en el vino, es el vino. Puedes pensar en el vino todo lo que quieras, pero no te va a emborrachar. Tendrás que beber, y el hecho de beber es una sensación.
          Pensar es una pseudoactividad, es una actividad secundaria. Te da la falsa sensación de que ocurre algo, pero no ocurre nada. Tenemos que pasar de pensar a sentir, y la mejor manera de empezar es respirar en el corazón.
          A lo largo del día, siempre que te acuerdes, toma aire. Siente cómo llega al centro del pecho. Siente que toda la existencia se vierte dentro de ti, en el lugar donde está tu corazón. El lugar varía según las personas, pero normalmente está a la derecha. No tiene nada que ver con el corazón físico. Es algo completamente distinto; forma parte del cuerpo sutil.
          Respira profundamente, y siempre que lo hagas, repítelo al menos cinco veces. Toma aire y llena el corazón. Siente que la existencia se esparce en el centro a través del corazón. Siente la vitalidad, la vida, la divinidad, la naturaleza, siente que todo esto se difunde en tu interior.
          Luego exhala profundamente, desde el corazón, y siente que estás devolviendo a la existencia y a la divinidad todo lo que has recibido.
          Puedes hacerlo muchas veces al día, pero siempre que lo hagas, repítelo cinco veces. Eso te permitirá bajar de la cabeza al corazón.
          Te volverás más sensible y cada vez más consciente de las cosas que antes no eras consciente. Mejorará tu olfato, tu gusto, tu tacto. Verás mejor, oirás mejor; todo será más intenso. Cuando bajas de la cabeza al corazón, todos tus sentidos se intensifican. Realmente sentirás que palpitas porque estás lleno de vida y dispuesto a saltar y a fluir".

Osho, Meditación para gente ocupada
http://osho-maestro.blogspot.com/

5 jul. 2015

El hombre que conoce la verdad está bailando eternamente.

          "Descubrir estas cosas en el fondo de tu ser...la experiencia de la dicha, la felicidad, la sensación de haber llegado a casa, de haberte encontrado al fin...todo esto es lo que contiene la palabra "verdad". Es algo que puedes experimentar, pero nunca hallarás una explicación. Puedes encontrar una forma de alcanzarlo, puedes encontrar un modo de conseguirlo, pero nadie es capaz de decirte de antemano qué es.
          Gautama Buda solía decir: "Un buda te muestra el camino, pero nadie puede hacer el camino por ti. Tendrás que caminar tú solo y descubrirlo...y quienes lo han descubierto se han quedado mudos". Es como darle unos caramelos deliciosos a un mudo...No es que no sepa qué gusto tienen; sí lo sabe. Los saborea, pero si le preguntas qué gusto tienen, no podrá decírtelo porque es mudo.
          Todos los que han conocido la verdad se quedan mudos a la hora de expresarlo. Pueden decirte cómo llegar ahí. Pueden mostrarte el camino. Pueden llevarte hasta la ventana, hasta la puerta, pero tú mismo tendrás que descubrirlo, tú solo tendrás que hacer el camino..., es la experiencia final.
          Sólo hay una cosa que puede decirse desde fuera:
          El hombre que conoce la verdad no tiene miedo a la muerte.
          El hombre que conoce la verdad nunca es infeliz.
          El hombre que conoce la verdad no es cobarde.
          El hombre que conoce la verdad se halla en estado de celebración; el hombre que conoce la verdad está bailando eternamente.
          Esto es todo lo que puedes ver desde fuera, pero sólo se trata de un eco lejano; no es la verdad en sí. Es el eco lejano del comportamiento de alguien que ha encontrado la verdad. Es el reflejo, el reflejo de las estrellas en el lago. Pero ¡no saltes al lago para encontrarlas! Ahí no encontrarás nada. Las estrellas están muy lejos: sólo es un reflejo.
          Si no estás completamente cerrado, si no estás lleno de prejuicios, si no te has decantado a favor o en contra de alguien, la manera de ser de una persona que ha descubierto la verdad te revelará algo..., su presencia, sus gestos, sus ojos.
          Si estás abierto y eres sensible te darás cuenta de que tiene algo carismático, magnético, que te invita a entrar..., que te anima a acercarte, que te revela una nueva dimensión en tu búsqueda; algo que hace que en tu corazón repiquen unas campanas silenciosas te las que nunca habías tenido conciencia.
          Te ha llegado al corazón. Su presencia misma es creativa, su presencia te convierte, su presencia es el único criterio; pero no es una cuestión lógica, es una historia de amor.
          Recuerda, vuelvo a repetirlo: no es una cuestión de lógica, es la búsqueda de un corazón amoroso".

OSHO, Antes del amanecer. Un nuevo día te está esperando.
http://osho-maestro.blogspot.com/

2 jul. 2015

La próxima vez que te ocurra un momento hermoso, ¡danza, canta, pinta, ama!

          "Yo pongo todo el énfasis en vivir el momento, como quiera que el momento sea, y en vivirlo con gran energía.
          Si eres joven cuando eres joven, serás anciano cuando seas anciano, muy sabio. Habrás conocido todo lo bueno y lo malo de la vida: el día y la noche, el verano y el invierno, lo habrás conocido todo. La sabiduría surge de tu propia experiencia. Y cuando te estés muriendo, habrás disfrutado tanto de la vida que también serás capaz de disfrutar de la muerte...
          Una vez llevé a uno de mis profesores --él me daba clase-- a un lugar precioso. No existe nada parecido en el mundo. Yo vivía en Jabalpur, y a sólo veinte kilómetros de allí fluye el hermoso río Narmada. Discurre durante tres kilómetros entre colinas de mármol,... algo que no es de este mundo. En una noche de luna llena es algo increíble; no puedes creerte lo que ves. ¡El lugar es tan irreal! ¡Tiene una energía tan hipnótica!
          Llevé allí a mi profesor una noche de luna llena, en medio de la noche, y teníamos la luna justo encima. No podía creer que hubiera nada tan hermoso sobre la tierra. Me dijo: "¡Qué lugar tan hermoso para morir!".
          Pero, ¿por qué surge esa idea? Decir "¡qué lugar tan maravilloso para vivir!" hubiera sido absolutamente relevante. "¡Qué lugar tan hermoso para amar! ¡Qué lugar tan hermoso para danzar y cantar!" hubiera sido relevante.  Pero la idea que surgió era: "¡Qué lugar tan hermoso para morir!".
          ¿Por qué esta obsesión con la muerte? ¿No puedes disfrutar de nada? ¿No puedes deleitarte con nada?
          Toma consciencia de estas tendencias. Y la próxima vez que te ocurra un momento hermoso, ¡danza, canta, pinta, ama! La muerte se ocupará de sí misma. Un día vendrá. Debes estar maduro cuando venga, y sólo puedes alcanzar la madurez viviendo.
          Vive profundamente, vive totalmente, vive completamente, de modo que cuando la muerte llegue y llame a tu puerta, estés preparado, preparado como fruta madura para caer del árbol. Sopla un poco de brisa y la fruta cae; a veces, aunque no sople la brisa, la fruta cae por su propio peso y madurez. La muerte debería ser así. Y uno tiene que prepararse para ella viviendo".

Osho, El juego de la vida

1 jul. 2015

El amor es una profunda comprensión de que alguien, de alguna manera, te completa. Alguien hace de ti un círculo completo.

          "Si el amor es realmente amor... ¿A qué me refiero cuando digo "realmente amor"? Quiero decir que con sólo estar en presencia del otro te sientes feliz de repente, con sólo estar juntos te sientes en éxtasis, la mera presencia del otro llena algo profundo en tu corazón... algo empieza a cantar en tu corazón, entras en armonía. La mera presencia del otro te ayuda a serenarte. Te vuelves más individual, más centrado, con los pies más en el suelo. Entonces, eso es amor.
          El amor no es una pasión, el amor no es una emoción. El amor es una profunda comprensión de que alguien, de alguna manera, te completa. Alguien hace de ti un círculo completo. La presencia del otro realza tu presencia. El amor te da libertad para ser tú mismo; no es posesión.
          Así que observa. Nunca pienses que el sexo es amor; si no, serás engañado. Permanece alerta y cuando empieces a sentir con alguien que su presencia, su mera presencia --nada más, no se necesita nada más; no pides nada--, sólo su presencia, sólo lo que el otro es, es suficiente para hacerte feliz...algo empieza a florecer en ti, mil y un lotos florecen... entonces estás enamorado, y entonces puedes pasar por todas las dificultades que crea la realidad. Muchas angustias, muchas ansiedades, serás capaz de pasar por todas ellas, y tu amor florecerá más y más, porque todas esas situaciones se volverán desafíos. Y tu amor, al superarlos, se hará más y más fuerte.
          El amor es eternidad. Si está ahí, entonces sigue creciendo y creciendo. Conoce el principio pero no conoce un fin".

Osho, El Libro de la mujer

29 jun. 2015

Una religión auténtica convertirá a un hombre en un león que camine en solitario, que nunca camine con la multitud.

          "Tienes que crear tu propio camino a tu propio templo. Nadie puede ayudarte, y ésta es la grandeza de la humanidad, una tremenda dignidad, que solo puedas seguir tu propio camino.
          Todas las religiones dirigen a la gente equivocadamente; están destruyendo a la gente, convirtiéndolas en ovejas. Una religión auténtica convertirá a un hombre en un león que camine en solitario, que nunca camine con la multitud. Nunca querrá caminar con la multitud, porque con la multitud siempre tienes que transigir. Con la multitud siempre tienes que escuchar a los demás: sus críticas, sus evaluaciones, sus ideas de qué es lo correcto y lo equivocado, sus valores de lo que está bien y lo que está mal.
          En la multitud no puedes permanecer natural. La multitud es un entorno muy poco natural. A menos que seas muy consciente, la multitud te aplastará hasta convertirte en polvo. Por eso no se encuentran muchos budas en el mundo. Un buda tiene que luchar centímetro a centímetro por su individualidad. No tiene que ceder ante la multitud, cueste lo que cueste...
          Recuerda constantemente que tienes tu propio destino, tal como cada persona tiene el suyo propio. A menos que te conviertas en la flor cuyas semillas has estado llevando contigo, no te sentirás dichoso, realizado, satisfecho, no podrás danzar al viento, bajo la lluvia, al sol. Sólo puedes estar en el paraíso como individuo, después de haber seguido la ruta que tú mismo has creado al entrar. No hay caminos preestablecidos.
          Y cuando entras, penetras en el puro espacio, no en una carretera; ni siquiera hay huellas. Buda solía decir que el mundo interno es como la bóveda celeste. Los pájaros vuelan, pero no dejan huella. Nadie puede seguir sus huellas porque en el cielo no las hay; mientras vuelan, sus huellas se disuelven.
          El cielo interno siempre permanece puro, esperándote, porque nadie puede entrar dentro de ti".

Osho, El juego de la vida

28 jun. 2015

Ser un sannyasin es ser un "outsider". Has dejado de pertenecer a la muchedumbre. Has elegido el camino del león, estar solo en vez del camino de una oveja.

          "Ser un sannyasin es ser un extraño. Ser un sannyasin es ser un  "outsider". Has dejado de pertenecer a la muchedumbre. Has elegido el camino del león, estar solo en vez del camino de una oveja, estar siempre en la muchedumbre...
          ¿Cuál ha sido la contribución de la muchedumbre para ti? Sí, te ha dado codicia, te ha dado violencia, te ha dado ambiciones que son todas feas, te ha dado auto-odio, te ha dado un constante deseo por el futuro, pero eso es una estrategia para alejarte del presente. Y recuerda, tu anhelo por el futuro nunca estará satisfecho. Toda satisfacción está en el presente.
          Las únicas personas que han alcanzado algo que merezca la pena son las personas que han tenido el coraje de ser extraños. Ciertamente hay un temor al principio porque mientras más te vuelvas un extraño más eres condenado...
          Ser un "outsider" significa que has dejado caer todo lo que te ha dado el pasado como herencia..."

Osho, Ser un extraño (Discurso de la Serie Satyam Shivam Sundram, # 28)
http://osho-maestro.blogspot.com/

26 jun. 2015

¡Comparte tu ser!

          "La verdadera riqueza es la generosidad.
          Y para ser generoso, para compartir, no necesitas muchas cosas. Para ser generoso basta con compartir lo que tengas. Es posible que no tengas mucho, pero eso no importa. ¿Quién tiene mucho? ¿Quién puede llegar a tener suficiente? Nunca es suficiente, nunca es bastante. Puede que no tengas nada en absoluto, puede que sólo seas un mendigo en el camino, pero,  aún así,  puedes ser generoso.
          ¿No puedes sonreír cuando te cruzas con un desconocido? Puedes sonreírle, puedes compartir tu ser con un extraño, y entonces estás siendo generoso. ¿No puedes cantar cuando alguien está triste? Puedes ser generoso, una sonrisa no cuesta nada. Pero te has vuelto tan avaro que te lo piensas tres veces incluso antes de sonreír: ¿Sonreír o no sonreír? ¿Cantar o no cantar? ¿Bailar o no bailar? De hecho, ¿ser o no ser?
          Si no tienes nada, comparte tu ser. Y esa es la mayor de las riquezas; todo el mundo ha nacido con ella. ¡Comparte tu ser! Estira tu mano, acerca tu mano al otro con amor en tu corazón...
          La cuestión no consiste en compartir algo, sino simplemente en compartir, tengas lo que tengas. Si no tienes nada más, como mínimo tienes un cuerpo cálido; puedes sentarte cerca de alguien y darle tu calidez. Puedes sonreír, puedes danzar, puedes cantar; puedes reír y ayudar a que el otro ría".

Osho, El juego de la vida

14 jun. 2015

Arriésgalo todo y entra en lo desconocido, porque ése es el único modo de vivir al máximo.

          "La vida es una gran aventura, pero la gente tiene tanto miedo que se aferra a lo familiar, a lo conocido, a lo bien definido, a lo lógico.Nunca van más allá de la frontera de la mente. Si vives en la mente, estás viviendo en una tumba. Si vas más allá de la mente, has salido de la tumba.
          Uno puede vivir cada momento con tal intensidad, con tal aventura, que cada instante se convierta en un gran regalo, porque trae tanta alegría, tanto éxtasis. Pero uno tiene que estar dispuesto a abandonar el pasado. Uno no debería dejar que el pasado se acumulara. El pasado se convierte en una prisión y te rodea como un muro. Muere al pasado cada momento y mantente fresco, tu vida será una gran aventura.  Y sólo los aventureros pueden conocer la verdad.
          La preparación tiene una ventaja, y es que da seguridad. También tiene una desventaja, y es que impide la aventura.  Así, todas las vidas seguras serán no-aventureras y todas las vidas aventureras serán inseguras...
          Generalmente  nos gustaría tener toda la alegría junto con todas las seguridades, pero eso no ocurre. La vida no funciona así, y no se puede hacer nada al respecto. Eso es lo que queremos: queremos lo imposible. Queremos seguridad, control y queremos alegría, celebración y grandes aventuras. Pero ambas cosas no pueden ocurrir a la vez, no puedes tener ambas. No vienen en el mismo paquete...
          La vida es una aventura. Invítate a constantes aventuras, y cuando sientas la llamada de lo desconocido, escúchala. Arriésgalo todo y entra en lo desconocido, porque ése es el único modo de vivir al máximo".

Osho, El juego de la vida

8 jun. 2015

Los budas te pueden enseñar el camino, pero luego tienes que hacerlo tú solo, tienes que recorrerlo tú.

          "Me preguntas: "Tengo miedo ¿Puedes ayudarme?".
          Sólo tú puedes ayudarte. ¿Cómo podría ayudarte yo? Yo no puedo destruir tu ego. Si estás apegado a él, nadie podrá destruirlo; tienes cierto interés en mantenerlo y nadie puede destruirlo. Sólo puedo compartir contigo lo que sé. Los budas te pueden enseñar el camino, pero luego tienes que hacerlo tú solo, tienes que recorrerlo tú. Yo no puedo llevarte de la mano...
          Yo nunca ayudo a nadie, tendrás que ayudarte tú mismo. Yo puedo estar al alcance, como lo estaría un río, pero si tienes sed tendrás que beber tú mismo. Tendrás que ir al río, poner las manos, llevarte el agua a la boca y beberla.
          El río está al alcance; yo estoy al alcance.
          Puedes beber tanto como quieras de mí --por mi parte no hay ninguna condición-- pero no puedo ayudarte...
          Mi primer requisito es este: que los que estén a mi alrededor sean absolutamente responsables de sí mismos. Nadie más puede serlo. Aquí no hay una iglesia ni una figura paterna, no hay un credo, no hay un dogma. Todo el mundo está aquí por su amor particular, por su propio entendimiento personal.
          El principio de la libertad es ser absolutamente responsable, y la libertad es el fenómeno más elevado".

Osho, Ven otra vez, ven. Celebrando la alegría de la vida
http://osho-maestro.blogspot.com/

5 jun. 2015

Si una persona puede entrar profundamente en su dolor, descubrirá que todo el dolor se ha evaporado.

          "No tienes que encontrar la dicha fuera de ti, en contraste con la pena. Hay que encontrar la dicha profundamente oculta, escondida detrás de la pena misma. Tienes que ahondar en tus estados dolorosos y encontrarás una fuente de alegría.
          Estás triste. Entra en tu tristeza en lugar de buscar una actividad, una ocupación, para escaparte. En vez de ir a ver a un amigo, o de ir al cine, o de poner la radio o la televisión, en lugar de escapar de ello, de darle la espalda, abandona toda actividad.  Cierra los ojos y entra en ello, viéndolo tal como es, por qué es así; y míralo sin condenarlo, porque si lo condenas, no podrás verlo en su totalidad. Míralo sin juicio. Si lo juzgas,  no podrás verlo en su totalidad. Sin juicio, sin condena, sin evaluación, simplemente obsérvalo, observa qué es. Míralo como si fuera una flor, triste; una nube, oscura; pero míralo sin juicio para poder ver todas sus facetas.
          Y te quedarás sorprendido: cuanto más entras en ello, más se dispersará. Si una persona puede entrar profundamente en su dolor, descubrirá que todo el dolor se ha evaporado. En esa evaporación del dolor se produce la alegría, la dicha".

Osho, El juego de la vida

31 may. 2015

Este es el momento de la iluminación.

          "Yo no te prometo nada, no te prometo el Reino de Dios, no te prometo la iluminación..., no hago promesas. Mi enfoque es vivir en cada momento, iluminado o no, ¿qué más da? Vivir en cada momento con alegría, con éxtasis, con totalidad, con intensidad, apasionadamente.
          Si vives con pasión, el ego se desvanece. Si actúas con totalidad, el ego se esfuma inevitablemente. Es como un bailarín que baila sin parar hasta que llega un momento en el que desaparece el bailarín y sólo queda la danza. Este es el momento de la iluminación.
          Cuando deja de estar ahí la persona que realiza el acto, cuando el hacedor no está, cuando dentro de ti no hay nadie y  sólo queda el vacío y la nada..., esto es la iluminación. Y todo lo que salga de ese maravilloso espacio estará colmado de gracia, será glorioso.
          El paraíso no es un sitio geográfico, no está en otro lugar; es una forma de vida. Pertenece a todos aquellos que saben vivir con totalidad e intensidad. En ese momento -aquí y ahora- el paraíso cae sobre ellos, o, mejor dicho, mana de su propia fuente, de su propio ser. Sólo necesita un sitio para brotar.
          No te digo que renuncies al ego porque si tú renuncias, el que renuncia se convertirá en el ego. No digo que seas humilde porque si tú eres humilde, oculto tras la fachada de humildad estará el ego sutil.
          Yo utilizo otros métodos. Os digo: bailad y abandonaos al baile. Cantad. ¡Tocad música! Haz lo que te guste y hazlo con totalidad, sin guardarte nada. Cuando no te guardas nada, el ego se disuelve espontáneamente.
          Este es el significado de nirvana: apagar la vela, hacer que desaparezca. Y todo lo que queda es divino.
          El ego es humano; la ausencia del ego es divina. El ego es el infierno; la ausencia del ego es el paraíso".

Osho, Ven otra vez, ven. Celebrando la alegría de la vida
http://osho-maestro.blogspot.com/

Hazlo, arriésgate, aventúrate.

"No deberían ser decisivas 
ni la fama ni las expectativas,
sino tu corazón.
Si tu corazón te dice:
"Da el salto",
hazlo,
arriésgate,
aventúrate".

Osho, Ven otra vez, ven. Celebrando la alegría de la vida
http://osho-maestro.blogspot.com/

30 may. 2015

Cuando la mente se va, la comparación desaparece, y cuando no hay comparación, surge la belleza de la existencia.

          "Cuando comparas, te equivocas; si caes en la comparación siempre estarás mirando a los demás.
          Y no hay dos personas iguales, no puede haberlas. Cada individuo es único y cada individuo es superior, pero su superioridad no es comparable.
          Ocurrió una vez que un discípulo vino a ver a un maestro zen y le preguntó:
          - Entre la gente, ¿por qué hay unos pocos inteligentes y unos pocos tan estúpidos? ¿Por qué algunos son tan guapos y otros tan feos? ¿Por qué esta inconsistencia?...
          El maestro dijo:
          - ¡Espera! Esto es algo tan secreto que sólo te lo diré cuando se hayan ido todos.
          ...Por la noche, cuando todo el mundo se fue, el hombre preguntó:
          - ¿Ahora?
Y el maestro le dijo:
          - Sal fuera conmigo.
La luna estaba saliendo; el maestro le llevó al jardín y dijo:
          - Mira, aquel árbol de allí es pequeño, y éste de aquí es muy grande. He estaba viviendo con estos árboles muchos años y nunca me han planteado la pregunta de por qué aquél es pequeño y éste es grande. Yo solía hacerme la misma pregunta sentado bajo estos árboles. Entonces, un día mi mente desapareció, y la pregunta desapareció con ella. Ahora sé. Aquél árbol es pequeño y éste es grande; no hay problema. ¡Mira! No hay problema.
          La mente compara. ¿Podrías comparar si no tuvieras mente? ¿Podrías decir que aquel árbol es pequeño y éste es grande? Cuando la mente se va, la comparación desaparece, y cuando no hay comparación, surge la belleza de la existencia. Se convierte en una erupción volcánica, explota. Entonces ves que lo pequeño es grande y lo grande pequeño; entonces todas las contradicciones se van y ves la consistencia interna".

Osho, El juego de la vida

27 may. 2015

El amor en su forma más pura consiste en compartir la felicidad.

          "El amor en su forma más pura consiste en compartir la felicidad. No pedir nada a cambio, no esperar nada; ¿cómo puedes sentirte herido?Cuando no esperas nada, no puedes sentirte herido. Todo lo que suceda estará bien; si no sucede nada también estará bien. Tu felicidad es poder dar, no recibir. Podrás amar a miles de kilómetros de distancia; ni siquiera es necesaria tu presencia física.
          El amor es un fenómeno espiritual; la lascivia es física. El ego es psicológico; el amor es espiritual".

Osho, Ven otra vez, ven. Celebrando la alegría de la vida
http://osho-maestro.blogspot.com/

Nosotros elegimos lo que queremos ser.

"Tú me preguntas: 
"¿Tienen las naciones un destino?" 
No, 
somos nosotros mismos quienes creamos nuestro destino,
y del mismo modo 
podemos cambiarlo cuando queramos. 
Hemos nacido absolutamente libres, 
nosotros elegimos lo que queremos ser".

Osho, Ven otra vez, ven. Celebrando la alegría de la vida
http://osho-maestro.blogspot.com/

24 may. 2015

Piensa siempre en cada momento como si fuera el último, como si no fuera a existir ningún mañana.

          "Empieza a ser dichoso, no lo dejes para mañana. No digas: "Mañana seré dichoso". Ésa es la manera de perder la dicha para siempre. Es ahora o nunca. No necesitas posponerla ni un momento. Piensa siempre en cada momento como si fuera el último, como si no fuera a existir ningún mañana. ¿Qué harás entonces? ¿Seguirás siendo desgraciado en este momento sabiendo que no habrá otro? ¿Persistirás en tu desgracia? No, lo abandonarás todo y dirás: " "¡Déjame bailar, déjame cantar, déjame ser! Basta de tonterías, de trivialidades, de basura..."  Te olvidarás de todas las pequeñas cosas que eran tan importantes hace un momento porque pensabas que vivirías eternamente.
          Sucedió que un rey se enfadó mucho con su primer ministro, se enfadó tanto que, en su acceso de ira, le envió este mensaje: "Éste es el último día de tu vida; mañana por la mañana morirás".
          La casa del primer ministro estaba rodeada por el ejército para que no pudiera escapar. Pero el rey se quedó perplejo porque ni siquiera lo intentó. Era un hombre poderoso, podría haber encontrado el modo...pero en lugar de escapar, invitó a todos sus amigos.
          Cuando el rey oyó que estaba dando una fiesta -bailando y cantando, y comiendo y bebiendo-, él mismo acudió a ver qué estaba pasando.  ¿Se había vuelto loco? Mañana sería su último día, y el rey no había visto a su primer ministro tan feliz en toda su vida. Vibraba de alegría... Estaba tan feliz de ver al rey que le invitó a pasar y le dijo: "Entra y participa porque éste es mi último día. Y he pensado, ¿por qué desperdiciar este día? ¿Por qué no disfrutarlo? De modo que he llamado a todos mis amigos. Y tú también has venido, es una bendición. Bailemos y cantemos, porque yo nunca volveré a ser. Mañana desaparezco..., quiero desaparecer danzando. ¡Vamos a estar celebrándolo toda la noche!".
          El rey se quedó tan impresionado que dio un abrazo al primer ministro, le perdonó y le dijo: "Me has enseñado una de las mayores lecciones de mi vida".
          Así es como uno debería vivir, porque, por lo que sabemos, cada momento es el último, no tenemos ninguna certeza respecto al momento siguiente. De modo que sé dichoso aquí y ahora, sé dichoso en todo momento. Cuando tomas esta decisión, tu vida empieza a cambiar... El enfado pierde importancia; el amor se vuelve importante. La enemistad empieza a perder sentido; la amistad se vuelve muy significativa.
          Si uno puede vivir acordándose constantemente de la muerte, acabará convirtiéndose en un buda..."

Osho, El juego de la vida

19 may. 2015

La única forma de que Dios reviva es tener raíces en la tierra; y eso es lo que quiero decir con alegría, canción, celebración.

          "La persona realmente religiosa es muy terrenal, tiene que serlo, de lo contrario no tendría raíces. De ahí que yo enseñe el arraigo a la tierra. Yo enseño la tierra porque sé que sólo si nuestras raíces crecen en la tierra seremos capaces de elevarnos por encima de las nubes. Surgirán las flores, pero sólo si tienen cada vez raíces más profundas.
          De modo que para mí, lo mundano y lo sagrado no son cosas muy diferentes, son dos caras de la misma moneda. De ahí que cantar, danzar, amar, la creatividad, la alegría y la risa no estén en contra de lo sagrado. Son una parte, una parte intrínseca de ella, no una pequeña parte, justo la mitad, y la primera mitad.  Si la primera mitad está ahí, la segunda mitad surgirá automáticamente. No se pueden separar. Sin embargo, en el pasado,  la segunda mitad se hizo más importante; no sólo más importante, se vació de la primera parte. Así es como murió la religión. Así es como murió Dios en la tierra, Dios se convirtió en un árbol sin raíces.
          Dios puede revivir, pero la única forma de que Dios reviva es tener raíces en la tierra; y eso es lo que quiero decir con alegría, canción, celebración".

Osho, Meditaciones para acabar el día
http://osho-maestro.blogspot.com/

Estar vivo es un regalo muy grande, pero la gente es muy desagradecida; se han olvidado de dar gracias.

          "Estar vivo es un regalo muy grande, pero la gente es muy desagradecida; se han olvidado de dar gracias. Nunca se sienten admirados ante la existencia, nunca se sienten tan agradecidos que necesitan postrarse sobre la tierra...
          Recuerda: los animales pueden jugar, pero sólo el ser humano puede celebrar... Celebración es agradecimiento; es oración surgida de la gratitud. Es un reconocimiento del don que nos ha sido dado..., es comprensión. Es un rebosar de amor por la existencia que tanto ha hecho por nosotros. Es tan festivo el simple hecho de estar vivos. Aunque sólo sea por un momento, sentir la lluvia, ver el sol y estar en la playa, aunque sólo sea por un momento ver las estrellas..., es suficiente para que una persona se vuelva religiosa".

Osho, El juego de la vida

15 may. 2015

Medita, encuentra tu propio centro primero. Antes de poder relacionarte con otra persona, relaciónate contigo mismo. Éste es el requisito básico que hay que cumplir. Sin esto, nada es posible. Con esto, nada es imposible.

          "Yo pongo énfasis en los verbos, no en los sustantivos... la vida es un verbo. La vida no es un sustantivo, en realidad es "viviendo", no "vida". No es "amor", es "amando". No es "relación", es "relacionando". No es una canción, es cantando. No es un baile, es bailando.
          Observa la diferencia, saborea la diferencia. Un baile es algo completo; ya se han dado los últimos toques, ya no queda nada más que hacer. Algo completo es algo muerto. La vida no sabe de puntos finales; las comas están bien, pero no los puntos finales. Los lugares de descanso están bien, pero no los puntos de destino.
          En vez de pensar en cómo relacionarte, cumple el primer requisito: medita, sé, y luego relacionarse saldrá de ello por sí mismo. Alguien que se vuelve silencioso, gozoso, alguien que empieza a desbordar energía, que florece, tiene que relacionarse. No es algo que tenga que aprender a hacer, empieza a suceder. Se relaciona con personas, se relaciona con animales, se relaciona con árboles, se relaciona incluso con rocas.
          De hecho, se relaciona veinticuatro horas al día. Si camina por la tierra, se relaciona con la tierra... al tocar sus pies la tierra, se está relacionando. Si nada en el río, se relaciona con el río, y si mira las estrellas, se relaciona con las estrellas.
          No se trata de relacionarse con alguien en particular. El hecho básico es que, si eres, toda tu vida se vuelve un relacionarte. Es una canción constante, una danza constante, es una continuidad, es un flujo como un río.
          Medita, encuentra tu propio centro primero. Antes de poder relacionarte con otra persona, relaciónate contigo mismo. Éste es el requisito básico que hay que cumplir. Sin esto, nada es posible. Con esto, nada es imposible".

Osho, El Libro de la mujer

12 may. 2015

Sólo puedes conocer la vida participando de ella. No seas un espectador.

          "Sólo puedes conocer la vida participando de ella. No seas un espectador. En el mundo moderno, todos se han convertido en espectadores, hay multitud de observadores. Alguien baila y tú miras. ¿Qué estás haciendo? ¿Cómo puedes mirar una danza? La danza tiene que ser sentida, una danza tiene que ser danzada. Alguien está cantando y tú miras y escuchas. Para conocer la canción y su belleza tienes que cantar, tienes que participar...
          Busca lo esencial. Cuando empieces a buscar lo esencial, te convertirás en un participante. Sabrás. Sólo hay un modo de conocer la danza: danzando".

Osho, El juego de la vida

10 may. 2015

Poco a poco, vacía tus manos de pasado y de futuro para poder estar lleno del ahora, esa es la transformación.

"Tenemos las dos manos llenas: 
una está llena de pasado,
y la otra está llena de futuro.
Una parte de nuestro ser está llena de memorias,
y la otra está llena de fantasías,
de sueños,
de proyecciones;
y entre estas dos está el momento realmente delicado y sutil.
Es como una rosa aplastada,
desperdiciada.
La meditación simplemente significa no perdérselo,
armonizarse con él.
Poco a poco,
vacía tus manos de pasado y de futuro
para poder estar lleno del ahora,
esa es la transformación.
Te abre la puerta a lo divino".

Osho, Meditaciones para acabar el día
http://osho-maestro.blogspot.com/

Hay momentos en los que los alumnos pueden ser traviesos, ruidosos y hacer lo que quieran, y por supuesto que hay momentos para leer y estudiar.

Pregunta:
A veces, en la escuela a mis alumnos les gusta hacer ruido y correr y no quiero seguir obligándoles a quedarse quietos y a guardar silencio.

Respuesta de Osho:
          "Haz una cosa: cada día, por lo menos dos veces, dales quince o veinte minutos para perder los estribos, para volverse completamente locos y hacer todo lo que quieran; saltar, gritar y chillar... sólo veinte minutos, por la mañana, antes de que empiece tu clase. Participa tú también, entonces lo disfrutarán mucho; grita también, salta, participa, entonces se meterán de verdad. En el momento que ven que su profesor se mete, empiezan a disfrutar de todo el asunto. Basta con quince minutos. Diles que sean tan ruidosos como puedan y que hagan todo lo que quieran. Entonces diles que paren y guarden silencio durante cinco minutos; esto será para ellos una gran meditación.
          Y si notas que funciona, entonces por la tarde, antes de que se vayan, hazlo otra vez. Y en dos o tres meses verás el cambio que sucede en los niños..., increíble.
          Su energía reprimida debe ser liberada. De hecho, tienen tanta energía y les estamos obligando a sentarse; algo que no pueden hacer, ¡por eso están a punto de explotar!  En cuanto encuentran una oportunidad empiezan a hacer travesuras. Permíteselo. Será una gran ayuda, y verás: su inteligencia mejorará, su concentración mejorará, su capacidad para atender mejorará, su comprensión será mayor, porque dejarán de estar sobrecargados. Su amor y su respeto aumentarán tremendamente y entonces te escucharán, y no tendrás necesidad de obligarles: con sólo decirlo será suficiente.
          Les puedes decir: "¡Esperad!. El tiempo que tenéis para hacer travesuras va a llegar pronto. Esperaos una hora más!". Entenderán que no se los estás prohibiendo para siempre. Pronto aprenderán la regla: que hay momentos en los que pueden ser traviesos, ruidosos y hacer lo que quieran, y por supuesto que hay momentos para leer y estudiar".

OSHO, El libro del niño. Una visión revolucionaria de la educación infantil
http://osho-maestro.blogspot.com/

5 may. 2015

Cuanto más consciente sea la persona, más orientará sus elecciones hacia la felicidad.

          "La naturaleza es muy cooperativa. Si elegimos el camino al infierno, la naturaleza empieza a despejarlo y nos invita a seguir adelante. Ella no te detendrá. ¿Por qué te impediría la naturaleza convertir el agua en hielo, si así lo deseas, y te obligaría a convertirla en  vapor? La naturaleza se sentirá contenta de despejar tu camino si deseas ir al infierno o al cielo. Tanto si quieres vivir o morir, la naturaleza siempre estará dispuesta a cooperar...
          Entre los seres humanos podemos ver con claridad que hay personas suicidas, personas que no eligen vivir, que siguen buscando maneras de morir. Cuando ven una espina, corren hacia ella como locos; las flores no les resultan atractivas. Cuando ven una derrota, se sienten atraídos hacia ella como si estuvieran hipnotizados, pero cuando ven una victoria, buscan cientos de excusas. La gente encuentra miles de argumentos contra la posibilidad de crecer, pero cuando están seguros de que van a decaer, se lanzan de cabeza en esa dirección.
          Todas las opciones están abiertas para los seres humanos. Cuanto más consciente sea la persona, más orientará sus elecciones hacia la felicidad; cuanto más inconsciente sea la persona, más se orientará hacia la desdicha".

Osho, El juego de la vida
http://osho-maestro.blogspot.com/

3 may. 2015

El juego es algo que no conlleva ningún tipo de objetivo. ¡El mismo hecho de estar juntos es muy hermoso, por la pura alegría que nos produce!

          "El juego es algo que no conlleva ningún tipo de objetivo. ¡El mismo hecho de estar juntos es muy hermoso, por la pura alegría que nos produce!  En un mundo mejor, con más comprensión, los juegos serios desaparecerán; sólo habrá espíritu lúdico. Nadie será el ganador, nadie saldrá derrotado, porque la misma idea de ganar y de derrotar es inhumana. ¡No es necesaria! ¿Por qué no disfrutar del simple hecho de estar juntos? No debería haber puntuaciones, no debería haber marcadores. El juego no debería producir ningún resultado.
          Si te encanta jugar al fútbol, juega al fútbol, ¡simplemente juega! No busques un resultado. Cuando el resultado entra en escena, te vuelves serio. El juego queda destruido; casi se ha convertido en un negocio. Disfruta el puro derrame de energía, disfruta el momento: no lo sacrifiques por ninguna otra cosa".

Osho, El juego de la vida
http://osho-maestro.blogspot.com/

A eso lo llamo meditación auténtica.

"La experiencia orgásmica 
es la experiencia de fundirse y disolverse, 
del estado sin ego, 
sin mente, 
sin tiempo.
Esto puede provocar tu búsqueda para encontrar 
una manera en que, 
sin ningún hombre, 
sin necesidad de pareja, 
puedas dejar la mente, 
puedas dejar el tiempo 
y puedas entrar en el gozo orgásmico por tu cuenta. 
A eso lo llamo meditación auténtica".


Osho, El Libro de la mujer

1 may. 2015

Cada mañana deberías ser nuevo.

          "Para vivir una vida que nunca sea desgraciada, que nunca se vuelva infernal, uno tiene que estar fresco a cada momento, descargado del pasado, siempre tratando de encontrar nuevas dimensiones para relacionarse con la gente, nuevos modos de relacionarse con la gente, nuevas canciones que cantar. Uno debería establecer consigo mismo un punto, un punto básico: "No viviré como una máquina". La máquina no tiene vida, tiene eficiencia. El mundo necesita que seas una máquina porque el mundo necesita eficiencia. Pero tu propio ser necesita que seas absolutamente no-mecánico, imprevisible, cada mañana deberías ser nuevo".

Osho, El juego de la vida
http://osho-maestro.blogspot.com/

29 abr. 2015

Recuerda estas dos palabras: ahora y aquí.

          "Nuestro auténtico ser es nuestro centro más profundo, no está en algún lugar en el exterior. No tenemos que ir a ninguna parte, sólo tenemos que volver a casa. No es un viaje de aquí a allí, al contrario, es un viaje de allí a aquí. Estamos ya allí y tenemos que estar aquí. Siempre estamos entonces, y tenemos que estar ahora.
          De modo que cuando tu mente comience a dirigirse a algún lado, tráela de vuelta aquí. Cuando comience a dirigirse al pasado, al futuro, tráela al ahora. Recuerda estas dos palabras: ahora y aquí. Poco a poco uno comienza a vivir aquí y ahora, y ese es el único camino en el que podemos encontrar la existencia porque está siempre aquí y ahora. Y nosotros no estamos nunca aquí y ahora. En el momento en que nosotros también estemos aquí y ahora, ocurrirá el encuentro, está destinado a ocurrir".

Osho, Meditaciones para acabar el día
http://osho-maestro.blogspot.com/

28 abr. 2015

Clasificación del hombre.

        "Gurdjieff nos ha dado una hermosa clasificación del hombre...
          Él estableció siete "hombres"...
          El hombre que vive en su cuerpo es el hombre número uno; puedes encontrarlo por todas partes. Vive para el cuerpo; no come para sobrevivir, sino que sobrevive para comer...
          El hombre número dos es emocional; vive a través de sus emociones: siempre excitado o deprimido, subiendo o bajando...
          El tercer tipo de hombre es el intelectual. Vive a través del intelecto. Es sólo una cabeza; no tiene cuerpo, no tiene corazón. Lo controla todo desde su mente...
          El cuarto tipo es el hombre  que ha diferenciado su ser, que ha hecho trabajar a cada centro en la función que le es propia...
          Te será raro encontrar al cuarto tipo de hombre, pero en algunos yoguis y en algunos místicos sufíes puedes encontrar al cuarto tipo de hombre...
          El quinto tipo es el hombre de conciencia...El quinto se convierte en el observador, el testigo...
          El sexto tipo de hombre es muy, muy raro... es aquel que no sólo es consciente, sino que se ha centrado, aquel que ha obtenido su centro...
          Y luego tenemos el séptimo tipo de hombre del que nada puede decirse...
          El séptimo tipo de hombre es el misterio absoluto, extraordinariamente ordinario. Simple, pero tan misterioso como es posible. Un Buda, un Lao tse, un Gurdjieff, son hombres del séptimo tipo...Sólo hay una manera de conocer al séptimo tipo, los hindúes lo denominan "satsang". Es simplemente estar en presencia de este tipo de hombre.
          Si eres suficientemente afortunado como para encontrar a un hombre de esta séptima clase, simplemente deja que su ser penetre tu ser; conviértete en un receptor. Y entonces podrás sentir qué es. Su ser es el más grande diamante del mundo".

Osho, Tao. Los tres tesoros, Volumen II
http://osho-maestro.blogspot.com/

26 abr. 2015

Todo mi esfuerzo consiste...en darte un nuevo ser, una nueva humanidad, una nueva conciencia.

          "Hay un nacimiento físico --todo el mundo tiene que pasar por él--, pero sólo te da el conjunto cuerpo-mente. Sólo te da la oportunidad de nacer espiritualmente. A menos que se produzca un segundo nacimiento no habrás vivido realmente. No eras más que una oportunidad, sólo una semilla, pero la semilla no se convirtió nunca en brote, no se convirtió nunca en árbol. No hubo ninguna primavera para la semilla, ningún florecimiento, ninguna fragancia.
          Todo mi esfuerzo consiste, no en darte un tipo formal de religión, no en darte una iglesia o un dogma para que te apegues, sino en darte un nuevo ser, una nueva humanidad, una nueva conciencia.
          Hay que pasar a través de dos cosas. La primera es la muerte, la muerte de lo viejo, la muerte del pasado, la muerte de la forma en que has vivido hasta ahora. Y  la segunda es un renacimiento.
          Comienza de nuevo, como si hubieras nacido hoy. No es únicamente una metáfora, es así. Has nacido hoy. Permite que esto ahonde en tu corazón para que puedas cortar con el pasado. Entonces se acabará la noche y surgirá el sol en el horizonte".

Osho, Meditaciones para acabar el día
http://osho-maestro.blogspot.com/