26 nov. 2013

No pienses sobre la vida: más bien, vívela a fondo

"Para un Buda, sus enunciaciones son sólo un vehículo para comunicar. Él nunca dice que mediante su comunicación alcanzarás la verdad. Si puedes entender a Buda, eso no significa que hayas alcanzado la verdad; significa simplemente que has acopiado conocimientos. Tendrás que pasar por meditaciones, éxtasis profundos, charcas profundas de la mente, y sólo entonces llegarás a la verdad.
     De modo que la verdad se alcanza mediante una cierta experiencia existencial. Es existencial, no es mental. Debes cambiar para conocerla y para serla. Si sigues siendo el mismo y sigues acopiando información, te volverás un gran erudito, un filósofo, pero no serás un iluminado. Seguirás siendo el mismo hombre; no habrá habido ninguna mutación.
     Por eso dije que la filosofía es una dimensión, y la meditación justo la contraria: la opuesta, la dimensión polarmente opuesta. Así que no pienses sobre la vida: más bien, vívela a fondo. Y no pienses acerca de problemas supremos; más bien, entra en este mismo momento en lo supremo. Y lo supremo no está en el futuro: está siempre aquí, intemporalmente aquí".

Osho, El Libro de los Secretos