8 jul. 2008

Cuando el amor desaparece, ¿qué se puede hacer? No puedes hacer nada; no puedes forzar el amor

"Y lo mismo ocurre con las preocupaciones mentales, las tensiones, las ansiedades, la angustia. Estás preocupado. ¿Qué es lo que te preocupa? No puedes aceptar los hechos; ésa es la preocupación. Te gustaría que, de algún modo, fueran diferentes de lo que son. Estás preocupado porque tienes algunas ideas que te gustaría imponer sobre la naturaleza.

Por ejemplo, te vas haciendo mayor. Eso te preocupa. Te gustaría mantenerte eternamente joven; ésa es tu preocupación. Amas a tu esposa, dependes de ella y ella está pensando en irse, en ir a vivir con otro hombre. Y estás preocupado pensando: "¿Qué me va a pasar?". Dependes tanto de ella, te sientes tan seguro a su lado... Cuando se haya ido, no tendrás seguridad. Ella no sólo ha sido una esposa para ti, también ha sido una madre, un cobijo; puedes venir a ella y refugiarte del mundo. Puedes confiar en ella, ella está ahí. Aunque todo el mundo se ponga en contra tuya, ella no irá contra ti, es tu consuelo. Y ahora ella se va, ¿qué va a ser de ti?. De repente sientes pánico, estás preocupado.

¿Qué estás diciendo? ¿Qué dice tu preocupación de ti? Estás diciendo que no puedes aceptar lo que está ocurriendo, que no debería ser así. Esperabas que ocurriera otra cosa, justo lo contrario; esperabas que fuera tu esposa eternamente, y ahora se va.

Pero ¿qué puedes hacer? Cuando el amor desaparece, ¿qué se puede hacer? No puedes hacer nada; no puedes forzar el amor, no puedes forzar que tu esposa se quede contigo. Bueno, en realidad puedes forzarla --y esto es lo que todo el mundo hace-- , puedes forzarla a quedarse. El cuerpo muerto estará ahí, pero el espíritu viviente se habrá ido. Entonces eso será una fuente de tensión para ti.

No se puede ir contra la naturaleza. El amor fue un florecimiento, ahora la flor se ha marchitado. La brisa entró en tu casa, y ahora se ha ido a otro lugar. Así son las cosas, no dejan de moverse, de cambiar. El mundo de las cosas es un flujo, en él no hay nada permanente. ¡No tengas expectativas! Si tienes expectativas de permanencia en un mundo donde todo es impermanente, generarás preocupación.

Te gustaría que este amor durase eternamente. Nada dura eternamente en este mundo: todo lo que pertenece a este mundo es momentáneo. Así es la naturaleza de las cosas, su naturaleza intrínseca... De modo que ahora sabes que el amor se ha ido, y eso hace que te sientas triste; bien, acepta la tristeza. Estás temblando; acepta el temblor, no lo reprimas. Tienes ganas de llorar, llora. ¡Acéptalo! No lo fuerces, no pongas cara de circunstancias; no aparentes que no te preocupa, porque eso no te servirá de nada. Si estás preocupado, estás preocupado. Si tu esposa se va, tu esposa se va. Si el amor ya no es, el amor ya no es. No puedes luchar contra ese hecho, tienes que aceptarlo".

Osho, Buda. Su vida y enseñanzas
http://osho-maestro.blogspot.com/