25 jun. 2016

Estoy preparando un jardín para lo nuevo. Tienes que abrir tu corazón a lo nuevo.

          "Está surgiendo un nuevo hombre. La imagen del Nuevo Hombre aún no es clara, pero el horizonte se está poniendo rojo y el sol llegará pronto. Hay niebla matutina y la imagen del Nuevo Hombre es difusa, pero aún así algunas cosas están muy claras con respecto al Nuevo Hombre...
          Tienes que comprender, tienes que proteger lo nuevo, porque lo nuevo trae consigo todo el futuro. Y el hombre ha llegado a un estadio en el que es posible un gran salto cuántico.
          El Viejo Hombre era como de otro mundo; el Viejo Hombre estaba en contra de este mundo. El Viejo Hombre estaba siempre mirando a los cielos. El Viejo Hombre estaba más interesado en la vida después de la muerte que en la vida antes de la muerte.  El interés del Nuevo Hombre será la vida antes de la muerte.  El interés del Nuevo Hombre será esta vida, porque si te ocupas de esta vida, la otra se ocupará de sí misma. No es necesario preocuparse por ella, no es necesario pensar en ella.
          El Viejo Hombre estaba demasiado preocupado por Dios. Esa preocupación era producto del miedo. Al Nuevo Hombre no le preocupará Dios, sino que vivirá y amará este mundo, y como resultado de ese amor experimentará la existencia de Dios. El Viejo Hombre era especulativo; el Nuevo Hombre va a ser existencial...
          Esto es, en mi opinión, el fenómeno más importante que está sucediendo hoy: un Nuevo Hombre está llegando a la existencia, los primeros rayos ya están en el horizonte. Prepárate para recibir al Nuevo Hombre, prepárate; sé un anfitrión para el huésped que, en cualquier momento, va a llamar a tu puerta. Y eso es sannyas: una preparación, preparación para recibir al Nuevo Hombre. Va a ser una gran aventura recibir al Nuevo Hombre; también va a ser arriesgado, porque a lo viejo no le gustará.
          Ahora puedes entender por qué la mente ortodoxa está contra mí: estoy preparando su tumba y estoy preparando para algo nuevo: estoy preparando un jardín para lo nuevo. Tienes que abrir tu corazón a lo nuevo, extirpar todas las semillas de lo viejo, desechar todos los condicionamientos que te ha dejado lo viejo, para poder recibir lo nuevo... No esperes que venga ningún mesías; espera una nueva consciencia, no un mesías que te libere...
          Una nueva consciencia te liberará, no alguna persona: Buda, Krishna, Cristo. Ellos estuvieron aquí y no pudieron liberar. Ninguna persona puede hacerlo sola; es imposible. Sólo una nueva consciencia puede liberar al hombre de su esclavitud. Y la nueva consciencia sólo puede llegar a través de ti: tienes que convertirte en el útero, tienes que aceptarla, recibirla, prepararte para ella.
          Sannyas no es otra cosa que prepararse para algo inmensamente valioso, para que cuando llegue el don no estés profundamente dormido, para que cuando la nueva consciencia llame a tu puerta estés listo para adoptarla".

Osho, El secreto de los secretos. Charlas sobre el secreto de la Flor Dorada
http://osho-maestro.blogspot.com