25 mar. 2009

¿Por qué no disfrutar cada momento de la vida?

"La velocidad es antiespiritual. La misma idea de la velocidad es antiespiritual. ¿Por qué no disfrutar cada momento de la vida? Si lo hacemos, cada momento se convierte en una meta en sí mismo, cada momento es intrínsicamente valioso; no puede ser sacrificado por ninguna otra cosa. Cuando te diriges a una meta no miras a los lados; los árboles están ahí y están esperando que les hagas una pequeña caricia, y los pájaros están cantando, cantando para ti. Y tú te das prisa. ¿Cómo vas a mirar aquí y allá? Y allí un niño te sonreía, y tú no te diste cuenta. Y una mujer lloraba, y no viste sus lágrimas. Y una rosa florecía, y tú tenías tanta prisa que no pudiste verlo.

Sí, puedes ir a la velocidad de un jet, pero ¿adónde?. Te perderás todo el peregrinaje. Y si te pierdes el peregrinaje no hay meta, no hay otra meta. La vida es su propia meta".


Osho, Sufíes: la gente del camino
http://osho-maestro.blogspot.com/