10 oct. 2013

Matamos el amor y encontramos un sucedáneo seguro: eso es el matrimonio

     "Te amo... He entrado en un camino peligroso. Ya nada puede ser seguro, pero ahora intentaré hacerlo todo seguro. En aras del mañana, mataré todo lo que está vivo, porque sólo entonces puedo sentirme seguro también mañana.
     El amor es transformado en matrimonio: el matrimonio es una seguridad. El amor es inseguro: al momento siguiente todo puede cambiar. Y has invertido tanto, y al momento siguiente la amada te deja, o el amigo te deja, y te quedas en un vacío. El amor es inseguro. No puedes fijar el futuro, no puedes predecirlo. De modo que matamos el amor y encontramos un sucedáneo seguro: eso es el matrimonio.
     Con el matrimonio puedes estar seguro; es predecible. La mujer seguirá siendo tu mujer al día siguiente; el marido seguirá siendo tu marido también en el futuro..., pero sólo porque lo has afianzado. Y ahora no hay peligro. Está muerto. Ahora la relación está muerta, porque sólo las cosas muertas pueden ser permanentes; las cosas vivas están destinadas a ser cambiantes. El cambio es la cualidad misma de la vida, y en el cambio está la inseguridad".

Osho, El Libro de los Secretos
http://osho-maestro.blogspot.com/