17 sept. 2008

Si quieres ser aceptado como el hombre más grande de la tierra, empieza aceptando a todo el mundo como si fueran los hombres más grandes de la tierra

Me he dado cuenta de que en fondo quiero ser amado y aceptado como el hombre más grande de la tierra, que quiero ser la persona más famosa. Y me siento herido cuando alguien me rechaza. ¿Qué puedo hacer con estos sueños?

"Si entiendes que son sueños entonces mójate la cara y tómate una taza de té. ¿Por qué tienes que hacer algo? Los sueños son sueños, ¿por qué molestarse? Pero tú no comprendes que son sueños.

Esto es prestado. Sabes que no son sueños, por eso estás preocupado. De otra manera, ¿por qué te preocupas? Si en un sueño ves que te has puesto enfermo, ¿vas al doctor cuando te despiertas por la mañana?... Nunca vas. Por la mañana te das cuenta que era un sueño, ¡se acabó! ¿Qué sentido tiene visitar a un doctor?

Pero todavía no has entendido que son sueños. Para ti son realidades, de ahí el problema.

"Me he dado cuenta de que en el fondo quiero ser amado". Si quieres ser amado, ¡ama!, porque cualquier cosa que das te es devuelta.... La vida refleja, la vida resuena, la vida se hace eco de todo lo que le lanzas...

Y si quieres ser aceptado como el hombre más grande de la tierra, empieza aceptando a todo el mundo como si fueran los hombres más grandes de la tierra. De otro modo, ¿cómo te van a aceptar a ti como el más importante? Ellos están en el mismo viaje. No te van a aceptar a ti como el más grande porque entonces ¿qué les pasará a ellos? Si tú eres el más importante, ¿quiénes son ellos? Nadie quiere ser otra cosa.

Sucedió una vez. Un amigo de Mulla Nasrudin le estaba hablando. Se había encontrado después de muchos años. Ambos eran rivales acérrimos... ambos eran poetas. Ambos empezaron a jactarse sobre los progresos que habían hecho en sus carreras.

- No tienes idea, Nasrudin, de cuánta gente lee ahora mi poesía -fanfarroneó el amigo-. Mis lectores se han doblado.

- ¡Dios mío, Dios mío! -gritó Nasrudin- ¡No tenía ni idea de que te habías casado!

Todo el mundo está en el mismo viaje. Si quieres que la gente te acepte como el hombre más grande de la tierra, haz tuya esta regla: todo lo que quieras que los demás hagan por ti, hazlo por ellos. Pero éste es el problema. El ego quiere que seas el hombre más importante de la tierra y nadie más. Entonces te sentirás herido, porque todos están en el mismo viaje. ¿Puedes entender algo tan simple? Están esperando que tú también les aceptes como los grandes hombres.

Escuché una vez a Mulla Nasrudin una vez. Estaba dando un discurso político.

Dijo: "Me dirijo con una gran turbación a una audiencia de gente más inteligente que yo; esto es, si hacemos la suma de todos ellos".

Todos están tratando de estar en la cima del mundo; luego estás compitiendo con el mundo entero. Recuerda, vas a ser derrotado...

Si lo entiendes hay dos maneras. Una, olvida este viaje, sé normal, sencillo, quienquiera que seas. No hay necesidad de ser especial, lo único necesario es ser real...

...Si eres realmente realista comienzas a vivir el milagro. Y el milagro es, si eres real, no quieres que te molesten con la competición, con la comparación. ¿A quién le importa? Disfrutas comiendo, disfrutas respirando, disfrutas de la luz del sol, disfrutas de las estrellas, disfrutas de la vida, disfrutas de estar vivo: estás perfectamente sintonizado, en armonía con la totalidad. ¿Qué sentido tiene ser un gran hombre?... Ser grande es una meta del ego, ser real es existencial.

Si quieres ser el más grande, estarás continuamente en conflicto. Y por supuesto todo el mundo te perjudicará. No es que todo el mundo esté intentando perjudicarte, ellos están en su propio viaje; tú te estás cruzando en su camino innecesariamente.

Abandona esta carrera de ratas. Siéntate debajo de un árbol al lado del camino. Es tremendamente hermoso y silencioso. De otra manera prepárate a que te hagan daño...

Son tus ideas las que están creando tu humillación. Si estás realmente preocupado en tu propio bienestar entonces nadie te está haciendo daño: son sólo tus propias ideas. Déjalas caer.

O, si te sientes bien con ellas, no te preocupes de las heridas. Carga con ellas. Pero toma una decisión en tu interior: si escoges el viajes del ego, si quieres ser el hombre más grande del mundo, todos te van a demostrar que eres el peor hombre del mundo. En este caso ten el coraje y el corazón para sufrir todo esto. Es inútil, pero si escoges este camino, es tu elección. Si realmente quieres tu bienestar, tu calma interior, silencio y felicidad, entonces estas heridas son indicativas: dentro de ti estás cargando con algunas ideas erróneas.

Abandónalas".

Osho, Música ancestral en los pinos. Charlas sobre el zen.
http://osho-maestro.blogspot.com/