20 oct. 2011

Un Maestro es sólo un agente catalizador. Nunca hace nada. Sólo está presente...conoce el arte de hacer sin hacer

Si no deseas tu propia Iluminación, sino la de los demás, ¿tienes un problema?

"No, no tienes un problema... pero crearás problemas a los demás...
Hay mucha gente que intenta "hacer el bien"... pero sólo causa daño. Nunca te dediques a hacer el bien, porque el bien no puede "hacerse". Puedes ser bueno, pero entonces fluye. No es una acción por tu parte, no lo haces. Cuando haces el bien, el mal es el resultado.

Por eso, la gente que trata de hacer el bien a los demás es la gente que más daño hace. Puede que se autodenominen "siervos de Dios", "siervos de los demás", puede que utilicen toda clase de palabras ampulosas para definirse, pero están ocultando una realidad, un hecho totalmente diferente. Bajo estas palabras se dedican a hacer daño.

Si no deseas tu propia Iluminación, ¿cómo vas a deseársela a los demás? Si fuera realmente algo de valor la desearías primero para ti. Si carece de valor, entonces puedes deseársela a los demás...

Sólo das algo cuando carece de valor.
¿Deseas la Iluminación para los demás? ¿Cómo puedes desearla para otros si no la deseas para ti? Si tú mismo no la has saboreado, ¿cómo vas a ayudar a los demás a Iluminarse?  Por favor no hagas una tontería así. Hay muchos que lo hacen y por eso el hombre vive en tanta innecesaria confusión. Primero deséala para ti mismo sabiendo perfectamente que desearla no equivale a lograrla, pero si la deseas comprenderás que has de abandonar todo deseo...

Deséala, deséala intensamente. Vuélvete loco de deseo. Entonces serás capaz de olvidarte de ella. Cuando sientes esa frustración... antes de Iluminarte has de sentir una gran frustración. Tan sólo un minuto, un segundo antes de que uno de Ilumine surge en él la frustración más profunda. Caes en el más grande de los infiernos. Sólo entonces te iluminas...Deséala total, absolutamente, de manera que el hermoso instante en que te olvidas de ese deseo surja en tu vida y te Ilumines.

Cuando te Ilumines no será necesario que desees la Iluminación para los demás. Tu forma de ser será tal, tu voz será tal que la gente se quedará prendada. Todo tu ser se convertirá en una puerta para aquellos que están buscando. Entonces no pondrás nada de tu parte, no harás nada. Aquí yo no estoy haciendo nada. Simplemente estoy aquí. Ese "estar aquí" es suficiente. Es una fuerza magnética. Con estar aquí es suficiente.

Y te permito estar conmigo. Algo sucederá.
Un Maestro es sólo un agente catalizador. Nunca hace nada. Sólo está presente. Un Maestro no es un "hacedor". Vive en una pasividad absoluta, sin hacer nada, porque conoce el arte de hacer sin hacer. Las cosas suceden por sí mismas".

Osho, Tao Los tres tesoros, Volumen III
http://osho-maestro.blogspot.com/