8 may. 2013

Sea lo que sea lo que quieres hacer, ¡tienes que hacerlo ahora!

     "En el pasado sólo unos pocos..., un Gautama Buda aquí y allá, tienen que pasar miles de años para que una persona florezca y se convierta en un buda. Pero ahora ya no nos queda tiempo. No puedes dejarlo para mañana. Sea lo que sea lo que quieres hacer, ¡tienes que hacerlo ahora! Por primera vez, el presente es cada vez más importante. Cada día estás más cerca de tomar una elección: convertirte en un buda o convertirte en un cadáver. 
     No creo que nadie quiera morirse, especialmente cuando toda la vida está en peligro. No podemos permitir que se produzca una tercera guerra mundial. ¡Tenemos que evitarlo! 
     Yo no tengo armas. No tengo misiles nucleares, pero tengo algo mucho mejor, mucho más efectivo. No sirve para matar, sirve para devolverles la vida a aquellos que viven casi como si estuviesen muertos. Sirve para despertar la conciencia de aquellos que se comportan como si fuesen sonámbulos, caminando dormidos y hablando en sueños, sin saber exactamente qué hacen ni por qué. 
     Quiero que las personas estén bien despiertas para que su conciencia alcance el centro más profundo de su ser y también la cima más alta. Se trata de un crecimiento vertical, como el de los árboles. Las raíces ahondan en la tierra y las ramas se elevan a las estrellas. Aunque florezcan apuntando al cielo, toman su alimento de lo más profundo de la tierra. Siempre tiene que haber un equilibrio: cuanto más crezca el árbol, más profundas tendrán que ser las raíces. No verás ningún cedro del Líbano de cuatrocientos o quinientos años, que se eleva bien alto en el cielo, con unas raíces pequeñas. Se caería inmediatamente. 
     La vida necesita que haya un equilibrio entre la profundidad y la altura. Yo te enseño ambas cosas simultáneamente. Cuando alcanzas tu centro por medio de la meditación, estás profundizando en el cosmos con tus raíces. Y cuando sacas al buda de tu centro oculto, estás sacando tu fragancia, tu gracia, estás elevando tu éxtasis hasta donde pueda florecer en el cielo. Tu éxtasis es un movimiento hacia las alturas, y tu meditación es un movimiento hacia las profundidades. Si consigues hacerlo, tu vida se convertirá en una celebración. 
     Y esta es mi misión: conseguir transformar tu triste vida en una celebración".

Osho, Vivir peligrosamente en tiempos extraordinarios
http://osho-maestro.blogspot.com/