31 mar. 2010

Lee un libro, no tiene nada de malo, pero no te limites a eso

"El intelecto sólo es una parte del ser, así que tienes que entender con el corazón al igual que con la cabeza. No sólo eso; si realmente quieres entender, tendrás que entender con tus huesos, con tus entrañas.

Cuando entiendes algo intelectualmente, entiendes su lógica, entiendes su coherencia verbal, su consistencia. Te atrae como un silogismo lógico, pero la vida no es lógica... La vida es absurda, más que un sistema lógico, es una especie de caos... es más poética y menos matemática.

Este es uno de los problemas que se le plantean a la mente moderna, está demasiado apegada a la cabeza. Y tú has perdido contacto con el cuerpo, con el corazón, con tu ser sustancial.

Así que tendrás que hacer algo, no sólo leer. Te podrá ayudar meditar, nadar, correr, bailar, cantar, llorar y reír, el pensamiento por sí solo no te ayudará. Lee un libro, no tiene nada de malo, pero no te limites a eso. Te podrá abrir una puerta, pero no te quedes en la puerta. Si te quedas ahí, si te apegas a la puerta, nunca entrarás en el palacio. Y los tesoros no están ahí, nadie guarda los tesoros en la puerta. Están ocultos en el interior, en el más profundo santuario de tu ser.

Así que medita más, ama más. Encuentra momentos en los que estés en el cuerpo y no en la cabeza. Has algo en lo que puedas ser total. Por ejemplo, si estás bailando, tienes que ser total. Llega un momento al girar en el que sólo queda el giro y tu cabeza desaparece por completo. Es bueno leer si eres consciente de que puedes utilizar también eso, pero utilízalo como medio y no lo conviertas en un fin".

Osho, Cara a cara con Osho. Ante todo, no dudes