26 may. 2014

No pretendo proporcionar diez mandamientos. Lo que te doy es el secreto total de la vida espiritual: testimonia, contempla y estate alerta.

          "Hay un aspecto relevante que considerar: si eres testigo de todo  --miedo, ira, odio--, si contemplas cómo crecen, sin enjuiciarlos o condenarlos, desaparecerán, dejando una enorme cantidad de energía que puedes utilizar creativamente...
          No te estoy dando una lista de cosas con una etiqueta que diga: "Esto es malo y esto es bueno, debes hacer esto y esto no". No pretendo proporcionar diez mandamientos. Lo que te doy es el secreto total de la vida espiritual: testimonia, contempla y estate alerta.  Si la cosa desparece y deja una gran cantidad de energía en ti, entonces esa cosa era mala. Si siendo testigo del fenómeno te vuelves más grande y el amor es descomunal, entonces significa que es el bien que has buscado.  Si te vuelves más sensible a la belleza, a la poesía, significa que tu amor ha florecido. Y toda la energía usada en temor, ira y odio será asumida por tu amor, sensibilidad, compasión y creatividad. Es la alquimia total para cambiar metales comunes en oro...
          Esta es pues la alquimia básica:  observas y sacas conclusiones sin emitir juicio alguno. Lo que está mal desaparece, dejando una enorme energía detrás. Y lo que es bueno se hará más grande y absorberá las energías que se han liberado; entonces sólo quedará un aroma maravilloso de amor, luz y risa".

OSHO, El libro de la comprensión. Trazando tu propio camino hacia la libertad
http://osho-maestro.blogspot.com/