28 ene. 2015

Tenemos que vivir nuestra vida como una danza para que cuando nos marchemos todo el que venga detrás de nosotros pueda darse cuenta de que la gente que ha estado aquí no era gente normal, han dejado flores y fragancia, han dejado el eco de sus canciones y sus bailes, han dejado sus huellas de oro de 24 kilates.

          "Nadie es de aquí, Vimal; pero de momento estamos aquí y tenemos que estar aquí totalmente, intensamente; y tenemos que hacer este momento lo más hermoso posible. Tenemos que vivir nuestra vida como una danza para que cuando nos marchemos todo el que venga detrás de nosotros pueda darse cuenta de que la gente que ha estado aquí no era gente normal, han dejado flores y fragancia, han dejado el eco de sus canciones y sus bailes, han dejado sus huellas de oro de 24 kilates.
          No es una desgracia  que seamos huéspedes; es una gran oportunidad. El planeta, la existencia, ha sido tan generosa, tan amable, tan amorosa, con tanta aceptación, que te ha dado a ti la bienvenida. Deja tu sello. Puede que te hayas ido, pero tu risa puede quedar aquí. Puede que te hayas ido, pero puedes dejar tu danza tras de ti. Puede que te hayas ido, pero tu manera de vivir seguirá creando sus propias vibraciones. La gente del futuro lo recordará con agradecimiento porque han heredado un gran planeta y una gran raza de seres humanos".

Osho, The Golden Future, N° 22
http://osho-maestro.blogspot.com/