23 sept. 2009

Los niños deben ser fruto de un gran amor

"Primero concéntrate todo lo que puedas en el amor. Hasta entonces evita tener niños, porque los niños deben ser fruto de un gran amor, de lo contrario, no...

Cuando un niño nace fruto del amor, le das algo al mundo. Cuando un niño nace sólo como consecuencia de un encuentro sexual, lo único que haces es superpoblar el mundo, no ofreces nada...

Medita, ama, y un día, cuando sientas que estás fluyendo, que ya no lo puedes contener más, y que te gustaría que un alma cargara con tu peso, con tu plenitud, da a luz a un niño, no antes. Hay que esperar a haber crecido totalmente. El mundo sería maravilloso si la gente esperara el momento adecuado".

Osho, Cara a cara con Osho. El martillo en la roca
http://osho-maestro.blogspot.com/