6 oct. 2010

Una sociedad realmente humana te dará consciencia, aún a costa de un poco menos de eficiencia

"Recuerda, éstate atento y alerta. Si estás alerta, tus acciones serán cada vez más conscientes, hagas lo que hagas, no lo harás como si durmieras. Todo el esfuerzo de la sociedad consiste en volverte automático, en volverte como un autómata, volverte un mecanismo perfecto, eficiente.

Cuando comienzas a aprender a conducir, estás alerta pero no eres eficiente, porque estar alerta lleva energía, y debes estar alerta a muchas cosas: los cambios, el volante, el freno, acelerador, embrague. Son tantas las cosas de las que debes ser consciente que no puedes ser eficiente, no puedes ir rápido. Pero cuando te vuelves eficiente, no necesitarás estar consciente. Podrás conducir mientras tarareas una canción, o pensando, o resolviendo un acertijo, y el auto irá solo. El cuerpo se ocupará en forma automática. Cuanto más automático te vuelvas, más eficiente serás.

La sociedad necesita eficiencia, de modo que te hace cada vez más automático. En todo lo que hagas, sé automático. A la sociedad no le interesa que seas consciente; tu consciencia sería un problema para la sociedad. Se te exige que seas más eficiente, más productivo. Las máquinas son más productivas que tú. La sociedad no quiere que seáis hombres, necesita que seáis dispositivos mecánicos, de modo que te hace más eficiente y menos consciente. Eso es la automatización. Así es como la sociedad de engaña. Te vuelves eficiente, pero pierdes tu alma.

Si puedes entenderme, todo el esfuerzo de las técnicas de meditación apunta a desautomatizarte, a hacer que vuelvas a estar alerta, a ser otra vez hombre, no máquina...

Si existe en el futuro alguna posibilidad de una sociedad realmente humana, lo primero, lo fundamental, es esto: no automatices a los niños. Aún si te lleva un poco más de tiempo hacerlos eficientes, hazlos eficientes con consciencia; no los transformes en máquinas. Llevará más tiempo, porque ello requiere aprender dos cosas: eficiencia y consciencia. Una sociedad realmente humana te dará consciencia, aún a costa de un poco menos de eficiencia, pero, con el tiempo, la eficiencia llegará. Entonces, cuando estés alerta, podrás ser eficiente y estar alerta al mismo tiempo".

Osho, Un pájaro al viento. La sabiduría del zen