11 jul. 2016

No hay futuro, siempre es presente. Es un eterno ahora.

"Para la mente, 
el presente siempre se sacrifica en aras del futuro... 
y el futuro no existe. 
No hay futuro, 
siempre es presente. 
Es un eterno ahora, 
y tú sacrificas este ahora 
por algo que no está en ningún lugar ni puede estarlo.
En la meditación, 
el proceso se invierte. 
El futuro se sacrifica en aras del presente; 
lo que no es 
se sacrifica por lo que es".

Osho, Un pájaro al viento. La sabiduría del zen
http://osho-maestro.blogspot.com/