21 oct. 2016

Lo que esperas de tu mujer, tú deberías llegar a serlo, deberías actuar de la misma manera. Sólo entonces tienes algún derecho.

PREGUNTA:
Osho, 
Me he interesado en otras mujeres además de mi esposa, pero cuando mi esposa se interesa por algún otro hombre me vuelvo muy celoso. Me quemo en un terrible incendio.

RESPUESTA DE OSHO:
“Los hombres siempre han creado libertad para sí mismos, pero han bloqueado a las mujeres. Los hombres han encarcelado a las mujeres dentro de las cuatro paredes de la casa y se han permitido libertad para ellos mismos. Esos días han pasado. Ahora las mujeres son tan libres como tú. Y si no quieres arder en celos, sólo hay dos caminos: una forma es que tú mismo te liberes del deseo. Donde no hay deseo, los celos no pueden permanecer. Y al contrario: si no quieres liberarte del deseo, entonces por lo menos entrega a la otra persona los mismos derechos que tienes. Reúne mucho coraje. Me gustaría que te liberaras del deseo.

Si has conocido a una mujer, las has conocido a todas. Si has conocido a un hombre, los has conocido a todos. Entonces las diferencias son solamente en la forma externa. Y aquel que no ha conocido todas las mujeres, conociendo la única mujer, entiende que está viviendo inconscientemente. Incluso conociendo innumerables mujeres no podrá conocer, simplemente nunca conocerá. El conocer sucede a través de la consciencia y está inconsciente. Seguirá persiguiendo a las mujeres, dejando una tras otra.

Ciertamente vas a arder porque hiere al ego masculino. Crees que es completamente correcto que te intereses en las mujeres de otras personas, que no hay ningún problema en ello. Decimos: los chicos serán los chicos. Los hombres han creado este dicho porque piensan que un hombre no estará satisfecho con una sola mujer, que un hombre quiere muchas mujeres, pero que una mujer estará satisfecha sólo con un hombre. Estos son solamente trucos masculinos. Una mujer debería estar satisfecha con un hombre ¡y ese hombre eres tú! ¿Pero tú? ¿Cómo  puedes estar satisfecho con una? ¡Tú eres un hombre! Crees que debería haber más libertad para el hombre...

Tu esposa tiene tanto derecho a su libertad como la que tú exiges para ti mismo. Y si encuentras que no, que no es correcto que tu esposa se interese por otros hombres, entonces  el que estés interesado en otras mujeres tampoco es correcto. Lo que esperas de tu mujer, tú deberías llegar a serlo, deberías actuar de la misma manera. Sólo entonces tienes algún derecho".

Osho, Die O Yogi Die